Fundació Obra Social

La Obra Social "la Caixa" facilita 137.000 puestos de trabajo en diez años

stop

Incorpora, el programa de inserción laboral para personas en riesgo de exclusión social, cumple su primera década

Barcelona, 26 de mayo de 2017 (18:02 CET)

Incorpora, el programa de inserción laboral de la Obra Social "la Caixa", ha facilitado 137.818 puestos de trabajo en los diez primeros años de trayectoria. El total de estas inserciones, focalizadas en personas en situación de vulnerabilidad, corresponde en un 52% a mujeres y un 48% a hombres.

Respecto a 2016, esta entidad ha promovido la empleabilidad de 28.016 personas. Al mismo tiempo, ya son casi 42.000 empresas las que se han comprometido con el proyecto desde su nacimiento. Un trabajo que también se apoya en las 382 entidades que ayudan a desarrollar Incorpora por toda la geografía española gracias a la labor de 756 técnicos de inserción laboral.

Obra Social "la Caixa": promovió la empleabilidad de más de 28.000 personas el pasado año

Por territorios, sólo en la Comunidad de Madrid, Incorpora ha facilitado 16.952 contrataciones. Un éxito que ha sido posible gracias al apoyo de 4.438 empresas, 85 técnicos y 38 entidades sociales.

El director general de la Fundación Bancaria "la Caixa", Jaume Giró, destaca que el objetivo es generar “oportunidades a personas con especiales dificultades para acceder al mercado laboral”. “Cada puesto de trabajo que facilitamos es una oportunidad para que la persona disfrute de un proyecto de vida autónoma e independiente”, añade Giró.

El testimonio de los beneficiados

Francisco José Pacheco llevaba año y medio buscando empleo. A través de Incorpora, explica, "me han formado y preparado para encontrar trabajo realizando cursos y actualmente soy mozo de almacén". Así, prosigue, "mi vida ha cambiado mucho porque ahora me relaciono con personas a diario y aprendo de ellas". 

Uno de los beneficiados por el programa Incorpora de la Obra Social la Caixa

Uno de los beneficiados por la Obra Social "la Caixa". ED

En una línea similar habla Daniel Vidal, otro de los beneficiados. Vidal afirma que empezó "un curso de hostelería y trabajó en varios bares". Ahora ha superado el handicap que le suponía su juventud y falta de experiencia y estudia FP de electromecánica al mismo tiempo que trabaja los fines de semana.   

Los técnicos de inserción, una figura clave

Una de las claves del programa de formación es la perspectiva innovadora sobre la cual se abordan los problemas laborales. Los técnicos de inserción desempeñan un papel fundamental porque establecen "un puente entre las necesidades de las empresas y los apoyos que requieren las personas", aseguran desde la entidad. Al mismo tiempo, ofrecen formación, acompañamiento y seguimiento a la persona insertada. "Se trata de crear un clima de entendimiento entre las dos partes, que se traduzca en oportunidades para las personas con mayores dificultades en la búsqueda de un empleo", concluyen. Tania Oriol, técnica del programa Incorpora, especifica que "intermediar es la parte fundamental de nuestro trabajo". En este sentido, añade, "las personas necesitan saber que son algo más que un currículum o un número".