El abalón u oreja de mar es muy apreciado en los mercados asiáticos. En la imagen, una delegación china visita la planta de GMA en Muros | Archivo

Remonta la empresa de marisco exclusivo que Rosalía Mera dejó tirada

stop

Galician Marine Aquaculture, impulsada en sus inicios por la ex mujer de Amancio Ortega, amplía capital para producir el mejor abalón del mundo

Pablo Barro

El abalón u oreja de mar es muy apreciado en los mercados asiáticos. En la imagen, una delegación china visita la planta de GMA en Muros | Archivo

A Coruña, 11/04/2017 - 11:00h

Galician Marine Aquaculture (GMA) quiere ser un referente mundial en el cultivo del abalón, también conocido como oreja de mar. La empresa, que fue la primera iniciativa en el sector de la acuicultura alentada por la Xunta de Galicia de Alberto Núñez Feijóo tras la moratoria impulsada por el bipartito, acaba de inyectar algo más de un millón de euros a su capital, que queda fijado en cuatro millones de euros, para lograr este objetivo.

Casi desde su nacimiento –en 2003 a partir de una spin off de la Universidad de Santiago de Compostela–, Rosp Corunna, el brazo inversor de Rosalía Mera, controlaba un 30% de su capital, compartiendo accionariado con Frigoríficos Fandiño y otros socios individuales. Sin embargo, en 2012, la firma de la exmujer de Amancio Ortega, controlada desde su fallecimiento por su hija Sandra, abandonó la empresa casi sin hacer ruido.

GMA: Rosp Coruna, el brazo inversor de Rosalía Mera, llegó a controlar un 30% de su capital

Su salida se produjo al no acudir a dos ampliaciones de capital sucesivas que aprobaron los socios de la compañía, con lo que además de diluirse su participación, dejó vacante, a petición propia, su puesto en el consejo de administración de la empresa.

Marisco exclusivo

La compañía sacó al mercado las pasadas navidades la primera producción de este marisco, sometido a un largo proceso de engorde. El principal destino del abalón gallego es el continente asiático, especialmente países como China, Corea o Japón, donde su precio alcanza cifras no aptas para todos los bolsillos.

La firma productora del que está considerado como el marisco más exclusivo del mundo parece remontar el vuelo ya sin la ayuda del la Xunta, de la que recibió ayudas millonarias para la puesta en marcha de su planta de producción en Muros, ni de Rosp Corunna. En relación a la ampliación que ahora acometen, Economía Digital intentó conocer la versión de Galician Marine Aquaculture, sin obtener respuesta al respecto.