Salvemos Cabana cree que el anuncio de Edgewater es “una cortina de humo”

Marcha a caballo de vecinos contrarios a la mina de Corcoesto | EFE

Marcha a caballo de vecinos contrarios a la mina de Corcoesto | EFE

El colectivo contrario a la minería agresiva duda del anuncio de la compañía sobre la existencia de un socio financiero que posibilitará el proyecto de Corcoesto

Redacción

21/10/2014 13:23 horas

Edgewater sigue a la carga tratando de sacar adelante el proyecto de la mina de oro en Corcoesto. Este lunes aseguraba estar en conversaciones con un socio español que posibilitaría que reuniese las condiciones financieras necesarias para llevar a cabo la explotación. El anuncio es acogido con recelo entre las asociaciones contrarias a la minería agresiva en la comunidad.

Salvemos Cabana asegura que, desde sus inicios, el proyecto minero se ha demostrado claramente inviable. No sólo a nivel técnico y financiero (la Xunta argumentó estos parámetros para tumbar el proyecto hace un año), sino “porque a nivel ambiental supone una carga del todo inasumible para una comarca históricamente enraizada en los sectores productivos agropecuario, marisquero, pesquero y turístico”.

Dos décadas de explotación


Mineira de Corcoesto (filial española de Edgewater) “apuesta de nuevo por la vía especulativa y anuncia ahora una explotación de al menos 20 años en total contradicción con su propuesta inicial que contemplaba un período de tan sólo ocho de actividad extractiva y un volumen de empleo de 271 personas, 133 de las cuáles entrarían a través de subcontratas y cuya duración podría ser tan sólo de meses o incluso semanas”.

Por otro lado, Salvemos Cabana recuerda que fue el director xeral de Minas de la Xunta, Bernardo Tahoces, quien aclaró a la empresa en su momento que se le había solicitado “que acreditase su solvencia técnica y económica respetando el plazo fijado por Ley, y al no justificar dicha acreditación, el actual plan de trabajo está finiquitado sin posibilidad de retomarlo en ningún caso”. Por todo ello, la plataforma sostiene que el anuncio de Edgewater “no pasa de ser una bravuconada”.

Ahora en portada

Siguientes artículos