Xavier Domènech, portavoz de En comú podem, y Ada Colau en la fundación del nuevo partido, Catalunya en comú. EFE/ED/archivo

Ada Colau golpea la línea de flotación de Junts pel sí

stop

Xavier Domènech, portavoz de En comú podem en el Congreso, invita a ERC a formar una mayoría parlamentaria en Cataluña sin el Pdecat

Economía Digital

Xavier Domènech, portavoz de En comú podem, y Ada Colau en la fundación del nuevo partido, Catalunya en comú. EFE/ED/archivo

Barcelona, 14 de junio de 2017 (13:15 CET)

Con el permiso de la corrupción, Cataluña es la gran protagonista de la moción de censura presentada por Unidos Podemos en el Congreso de los Diputados contra Mariano Rajoy. Una carga política que ha vuelto a quedar de relevancia este miércoles con la intervención de Xavier Domènech, portavoz del grupo de En comú podem, durante el debate.

En ella Domènech, el emisario de Ada Colau en Madrid, ha cargado duramente contra el Pdecat, que finalmente se abstendrá en el órdago planteado por Pablo Iglesias a Rajoy. “Abstenerse ante una moción de censura que defiende la soberanía de Cataluña es abstenerse de Cataluña”. El diputado ha aprovechado este gesto para invitar directamente a ERC a construir una alternativa de gobierno  en el Ejecutivo catalán.

“En Cataluña ya existe la posibilidad de una mayoría para construir una Cataluña más justa, más libre y más limpia”, ha asegurado Domènech, quien, tras agradecer que los republicanos vayan a votar a favor de esta moción, les ha emplazado “a hablar” con la formación de Colau para formar una nueva mayoría que sustenga el gobierno catalán.

El tiro de Domènech al Pdecat llega en un momento de tensiones internas en Junts pel sí

Esta mayoría --ha continuado el también coordinador general de Catalunya en comú, la marca de los comunes para las próximas autonómicas-- se puede construir “más allá de las hojas de ruta” y “a partir de procesos constituyentes que acepten que tanto los del sí como los del no comparten que el Estado autonómico está agotado desde hace años”. En definitiva, un pacto de gobierno rupturista “con el régimen del 78”.

El difícil equilibrio de Junts pel sí

Esta invitación pública a entenderse, desde la tribuna del Congreso de los Diputados, llega en un momento de especial relevancia para Cataluña. Más allá de anuncios de fechas y preguntas, las tensiones en el seno de Junts pel sí, la coalición independentista en el parlamento catalán, están más vivas que nunca. 

Los sondeos más recientes otorgan a ERC una mayoría clara en unas hipotéticas elecciones autonómicas adelantadas, escenario que, aunque en secreto, ya contemplan en sus agendas todos los grandes partidos catalanes.

Domènech: “Abstenerse ante una moción de censura que defiende la soberanía de Cataluña es abstenerse de Cataluña”.

El Pdecat, que en los últimos años ha ido perdiendo poder en todos los niveles de la administración, se quedaría en dichos comicios a una distancia sideral de su actual socio de gobierno, peleando la segunda plaza con Ciudadanos.

Así, un pacto entre los republicanos y las filas de Colau otorgaría una mayoría suficiente para formar un nuevo Ejecutivo, propinando la estocada definitiva al partido de Artur Mas y Carles Puigdemont. La hasta ahora ambigüedad de Colau y los suyos ante el supuesto referéndum del próximo 1 de octubre --apoyan su celebración, aunque no de manera unilateral, la única viable a día de hoy-- podría también ser un elemento clave en las ecuaciones del tablero político catalán.

El mayor acercamiento de Colau al soberanismo dejaría definitivamente en evidencia las debilidades de la antigua Convergència, castigada por un pasado que hoy se sienta en el banquillo de la corrupción y supondría un terremoto político de gran magnitud en Cataluña.