stop

La Generalitat confía el tribunal de contratos públicos a Neus Colet, con un perfil técnico y muy reservado

Josep Maria Casas

Economía Digital

Raül Romeva, consejero de relaciones exteriores y transparencia. Su departamento se ha encargo del polémico proceso de selección del nueva presidenta del tribunal de contratos del sector público catalán. EFE/Alberto Estévez

Barcelona, 01 de junio de 2017 (19:56 CET)

Neus Colet es la nueva presidenta del Tribunal Catalán de Contratos del Sector Público (TCCSP). Nadie duda de su preparación: forma parte del cuerpo de abogados de la Generalitat desde hace unos veinticinco años y, desde 2005, estaba al frente de la secretaria técnica de la junta consultiva de contratación administrativa del gobierno catalán. No obstante, los grupos parlamentarios de la oposición desconfían del procedimiento que ha seguido el consejero de Transparencia, Raül Romeva, para decidir su nombramiento. El PP ha pedido la comparencia tanto de Romeva como de Colet.

Colet substituye en el cargo a Juan Antonio Gallo. El gobierno de Carles Puigdemont podía renovarlo por otro periodo de cinco años, pero ha preferido substituirlo. No ha dado explicaciones sobre los motivos. Se han quitado de encima a su fiscalizador más incómodo. Gallo se pronunció contra el principal contrato del ejecutivo de Artur Mas –la adjudicación de Aigües Ter-Llobregat a Acciona- y contra polémicas privatizaciones. Hasta ahora, los tribunales de justicia ordinarios han avalado siempre sus decisiones.

De momento, sólo el grupo del PP ha solicitado comparencias. Ciudadanos también está estudiando si reclama explicaciones y a quién se las pide, según apuntan fuentes del grupo. El resto de formaciones de la oposición aún no se han definido pese a que exponen dudas sobre el relevo. Romeva optó por convocar un concurso discrecional.

Protege su imagen en Twitter

Fuentes jurídicas de la Generalitat apuntan que Colet es una “técnica”, especializada en contratación, que huye de los protagonismos. Se la califica de “muy reservada”. Es tan discreta que incluso los contenidos de su página de Twitter están protegidos. Tan sólo pueden acceder los 68 usuarios que ella ha autorizado. En esto coincide con la juez que lleva la avalancha de cláusulas suelo en Madrid.

Hasta este momento dependía del departamento de Oriol Junqueras y estaba a las órdenes del secretario de Hacienda, Lluís Salvadó. Por este motivo, las fuentes consultadas indican que es una funcionaria bien vista por los republicanos, aunque del proceso de selección se ha encargado el departamento de Romeva. Ha colaborado con Esade y con la Universitat Oberta de Catalunya.

Tribunal de contratos: Neus Colet deberá pronunciarse sobre los concursos de la alcaldesa Ada Colau

Colet deberá reactivar el TCCSP después de unos meses de letargo. Sobre la mesa se encontrará recursos no sólo sobre contratos de la Generalitat sino también del Ayuntamiento de Barcelona. Su antecesor, no fue nada dócil con estas administraciones.