Toni Comín en una intervención ante la comisión de Salud del parlamento catalán. / PARLAMENT

El consejero Comín desafía la normativa sanitaria española

stop

El parlamento catalán aprueba una nueva ley que garantiza la sanidad universal a todos los inmigrantes que estén empadronados

Barcelona, 15 de junio de 2017 (22:00 CET)

El parlamento catalán ha aprobado este jueves una ley de universalización de la asistencia sanitaria. La novedad es que los inmigrantes tendrán derecho a la cobertura sanitaria pública. El único requisito que se les exigirá es que estén empadronados. La nueva ley se ha aprobado con el voto a favor de todos los grupos excepto de Ciudadanos, que se ha abstenido, y del PP, que ha votado en contra.

El consejero de Salud, Toni Comín, subrayó que esta ley “restaura la universalidad perdida”, en referencia al real decreto de ley aprobado por el gobierno del PP en 2012 que restringía el acceso a la sanidad pública a los inmigrantes en situación irregular. En realidad, la Generalitat había promulgado hace años dos instrucciones que daban cierta cobertura a este colectivo. Por lo que se refiere a las personas que no estén empadronados, se les seguirá garantizando la atención urgente que ya se les presta en la actualidad.

El PP presentó una enmienda a la totalidad que fue rechazada. La diputada Marisa Xandri advirtió que la nueva ley tendrá un “efecto llamada” sobre inmigrantes irregularidades y turistas, que se pueden aprovechar de la puerta que les ha abierto el sistema sanitario catalán.