Oliu se destapa y reclama “una especie de Podemos de derechas”

stop

CONFERENCIA EMPRESARIAL

El presidente del Sabadell, Josep Oliu | EFE

25/06/2014 - 20:00h

¿Se acuerdan del El Banquero anarquista de Pessoa? Dos amigos. Se reencuentran. Y resulta que uno ha acabado de banquero. ¿Pero no eras anarquista?, le espeta el otro. Sí, por eso mismo. Le argumenta el primero. ¿Cómo subyugar el dinero y a la tiranía del dinero? Pues liberándose de esa tiranía, y adquiriendo el dinero “en cantidades bastantes como para no sentir ya su influencia”.

El presidente del Banco Sabadell, Josep Oliu, ha venido a reclamar esa figura, con una apuesta por medidas que liberalicen sectores de la economía española, con la convicción de que ni el PP ni el PSOE defienden la iniciativa privada. Junto a la presidenta del Círculo de Empresarios, Mónica de Oriol, y en una conferencia sobre Mujer y Liderazgo, Oliu, en tono de broma ha asegurado que en España se necesita “una especie de Podemos de derechas”.

Podemos "nos asusta un poco"


El fenómeno que lidera el profesor Pablo Iglesias, con Podemos, y que “nos asusta un poco”, según Oliu, ha revolucionado todo el espectro político español. Y el banquero ha aprovechado la ocasión para reclamar una mayor liberalización, dejando claro que no considera que los dos grandes partidos, PP y PSOE, sean “en absoluto representantes de los intereses empresariales”.

Oliu, buen liberal, se ha destapado, hasta el punto de reclamar un “basta ya de regulación”. Según el presidente del Banco Sabadell, España debería acometer reformas para liberalizar sectores con el objeto de desterrar la idea de que “toda la iniciativa empresarial es sospechosa de crimen organizado habitual”.

De Oriol, habla de "sindicatos verticales"

El acto era propicio para reclamar aires liberales para la economía española. Y Mónica Oriol ha aprovechado para acusar a los dos sindicatos de clase, CCOO y UGT y a la patronal CEOE de funcionar “como casta”, por defender “lo sectorial, y no la competitividad”.

La presidenta del Círculo de Empresarios ha ido más lejos al considerar que los dos sindicatos y la patronal “son la herencia de los sindicatos verticales del franquismo”. “Unos defienden a las empresas y otros a los trabajadores, pero realmente funcionan como casta”, ha asegurado, utilizando, precisamente, la expresión de Pablo Iglesias, dejando constancia de la influencia de Podemos en el nuevo lenguaje político.

Liberados, más coste empresarial

Destapados, con liberalidad, sin complejos, en la conferencia, Oliu y De Oriol han explicado lo que piensan. La dirigente empresarial ha añadido que la mayoría de las empresas no quieren llegar a la cifra de 50 empleados, porque, así, evitan sindicalistas liberados, y “eso quiere decir cinco personas que cobran un sueldo y no trabajan".

El influjo de Podemos, por tanto, ha llegado también al centro-derecha, demostrando el terremoto político y social que vive España.