Caos periodístico en 'El País' por la detención de Nacho Vidal

stop

El diario rectifica dos veces una noticia por la confusión con el seudónimo del actor porno

16 de octubre de 2012 (16:44 CET)

La noticia estalló como una bomba en la redacción de El País. No se trataba de la primera, que había aparecido publicada este martes en todos los medios de comunicación y que se mantenía el mediodía del martes como la segunda más leída en el diario y titulada: “Un edil y el actor porno Nacho Vidal, entre los detenidos de la mafia china”.

La noticia que ocasionó gran nerviosismo en el equipo de El País llegaba minutos después: “Nacho Vidal no está detenido”. Uno de los periodistas quiso ahondar en la información del momento. Al preguntar sobre la detención del actor porno, la policía aseguró que no había ningún Nacho Vidal entre los detenidos: se trataba del seudónimo de uno de los implicados.

Primera rectificación

La información hizo saltar las alarmas y el diario ordenó retirar toda referencia al actor porno de la noticia: se cambió el título, se borraron todas las referencias a Nacho Vidal en el texto y en el pie de la información se incluyó el siguiente texto en un destacado: “Fuentes de la operación confirmaron en un primer momento la detención del actor porno Nacho Vidal, cuando en realidad se trata del apodo de uno de los implicados”.

La supuesta equivocación saltó de inmediato a las redes sociales. En Twitter comenzó a correr la voz de que la detención de Nacho Vidal era un bulo. La periodista Julia Otero también se hizo eco de la rectificación: “Lo de Nacho Vidal parece que es un apodo de uno de los detenidos. No es el actor porno. O eso dicen en este momento”, publicó la periodista.

Segunda rectificación


Mientras El País transformaba por el completo el cariz de su historia, el resto de las ediciones digitales de los diarios mantenían las informaciones originales. La agencia de noticias Europa Press corroboraba la detención del actor porno también vía Twitter. Pocos minutos después El País retiraba la fe de errores y volvía a colocar el texto original. La referencia equivocada también desapareció de Google en pocos minutos.

La explicación de toda la confusión ya había sido explicada previamente por otros diarios: el verdadero nombre del actor porno es Ignacio Jordà, que comenzó a utilizar el seudónimo de Nacho Vidal cuando incursionó en el mundo del porno.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad