Derbi invertirá 3 millones de euros al año en Martorelles

stop

El grupo Piaggio retira el ERE

Sin título

13 de diciembre de 2009 (18:20 CET)

La dirección de Derbi, perteneciente al grupo italiano Piaggio se ha comprometido a invertir unos 3 millones de euros anuales en la factoría de Martorelles y a mantener la plantilla, formada actualmente por 250 trabajadores, según fuentes sindicales.

Derbi también se ha mostrado dispuesta a atraer nuevos productos a la planta catalana, que se especializará en la producción de modelos de 50 y 125 centímetros cúbicos.

Los compromisos de la compañía, que cuentan con el apoyo de CCOO, UGT y CGT, ponen fin al conflicto laboral que se abrió el pasado mes de noviembre, cuando Derbi presentó un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) temporal para la totalidad de la plantilla y anunció su intención de escindir la empresa en tres.

En las reuniones negociadoras mantenidas hasta ahora, los representantes sindicales habían exigido reiteradamente a Derbi que presentara un plan industrial que garantizara la viabilidad de la factoría y el mantenimiento de todos los puestos de trabajo.

No ha sido hasta esta semana cuando Derbi ha puesto sobre la mesa un plan de futuro que ha contentado a los sindicatos, que ven las medidas planteadas como una garantía de continuidad de la fábrica catalana, algo especialmente relevante en un momento de crisis como el actual, en el que las matriculaciones de vehículos de dos ruedas han caído en más de un 40%.

La propuesta de Derbi, que este lunes deberá ser ratificada por la plantilla de Martorelles en asamblea, contempla una inversión de una media de 3 millones de euros anuales durante los próximos años, sin concretar hasta cuándo, y abre la puerta a la fabricación de nuevos modelos, principalmente de 50 y 125 centímetros cúbicos.

Derbi también retira el ERE temporal planteado en noviembre, aunque no descarta aplicar el próximo año algún expediente de suspensión, compaginándolo siempre con medidas de flexibilidad interna, como la bolsa de horas.
"Lo que no habrá el próximo año serán rescisiones de contratos ni pérdida de empleo", asegura un portavoz sindical, que añade que la empresa también ha manifestado su "clara voluntad" de pactar con el comité cualquier medida laboral que deba llevarse a cabo en los próximos meses.

Empresa y sindicatos valorarán trimestralmente cuáles son las necesidades productivas de la factoría y si es necesario aplicar medidas para adaptar la producción a la plantilla.

Piaggio, además, centralizará en Martorelles el almacenaje y gestión de los recambios, actividad que hasta ahora se llevaba a cabo en Francia.

El secretario de Acción Sindical de CCOO de Cataluña, Simón Rosado, ha valorado positivamente el preacuerdo alcanzado entre la compañía y el comité, pues "genera una cierta tranquilidad en la plantilla de cara al futuro" y se garantiza la actividad productiva, que "era lo que más preocupaba".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad