En 2018 se habrán vendido unos 250 millones de botellas de cava, según el sector
stop

El sector del cava prevé cerrar el ejercicio de 2018 con unos 250 millones de botellas vendidas en España y en los mercados internacionales

Barcelona, 22 de diciembre de 2018 (16:26 CET)

Unos 250 millones de botellas de cava vendidas en los mercados nacionales e internacionales es la cifra que prevén enmarcar los empresarios del sector en su resumen de 2018. En la temporada navideña se venderá entre el 30% y el 40% de esta cuantía; es decir, hasta 100 millones de botellas.

El sector del cava estima cerrar el ejercicio con cifras muy similares a las de 2017, y los organismos reguladores y las empresas coinciden en que el momento más caliente de las ventas está aún por venir, poniendo todas sus fichas en la semana de Navidad.

En el caso del consumo nacional, las ventas se elevarán hasta el 50% del total anual en la época navideña, hasta rondar los 90 millones de botellas, según datos del Consejo Regulador del Cava. Desde 1990 esta cifra ha decaído ligeramente, en torno a un 2%.

Termina el boicot al cava

No parece haber boicot, según el presidente del Institut del Cava, Damià Deàs. En declaraciones a Efe, el directivo dijo que no se ven señales de obstrucción al cava este año y apunta a que el estancamiento del consumo de este producto en España se debe más a la creciente competencia de otros espumosos.

"Creo que el descenso del cava hace seis o siete años pudo verse afectado por el boicot, pero ahora lo que pasa es que las bodegas han abierto sus denominaciones a los espumosos y, poco a poco, han sacado productos de calidad", dijo Deàs.

Sus declaraciones se desmarcan de las de Pedro Bonet (Freixenet), ex presidente del Consejo Regulador del Cava, que en la memoria de 2017 de la entidad denunció que, de no haber sido por el "boicot" a los productos catalanes derivado de las "turbulencias políticas del último semestre", el ejercicio pasado habría sido "brillante".

El reto estacional del cava

Deàs, por su parte, afirmó al presentar las previsiones de 2018 que en otros países del mundo el consumo de cava está más desestacionalizado que en España, donde está muy asociado a la Navidad. En este sentido, destacó que la industria se esfuerza para introducirse en otros momentos de consumo, como el aperitivo o entre horas.

Desde la empresa Codorníu dan datos más específicos y apuntan que esperan un crecimiento de sus ventas navideñas este año del entorno del 4%.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad