Abertis negocia con AXA y CVC para pujar en bloque por El Prat y Barajas

stop

AEROPUERTOS

Salvador Alemany, presidente del Carec

17 de agosto de 2011 (16:38 CET)

Golpe de mano de Salvador Alemany que no dejará escapar la opción de adjudicarse los dos grandes aeropuertos españoles, aunque voces oficiosas del sector daban por hecho que sólo presentaría oferta por el aeródromo barcelonés, dejando la vía libre para que FCC pujara por Barajas.

Finalmente, Abertis, la multinacional catalana que preside, ha contactado con la aseguradora gala AXA y con el fondo de capital CVC para unirlas al consorcio que pujará por hacerse con las concesiones de los aeropuertos Barcelona-El Prat y Madrid-Barajas. Alemany ya dejó entrever durante la última junta de accionistas del gestor de infraestructuras que buscaría socios internacionales para la privatización de los aeropuertos.

Fuentes de la compañía han asegurado que los contactos con ambas entidades existen y que podrían formar parte del consorcio que presentará la oferta, aunque precisaron que "las negociaciones aún no están cerradas" y que los miembros del consorcio podrían variar.

Asimismo, aseguraron no disponer de información de la cuantía de la participación de Abertis en dicho consorcio, al estar en una fase temprana. CVC cuenta con una participación del 15,5% en el capital de Abertis, mientras que AXA tiene presencia en la filial francesa del grupo de infraestructuras Sanef.

Una concesión cara

El Gobierno ha aprobado sacar a concurso público los contratos de concesión de la gestión de los dos mayores aeropuertos españoles, el de Madrid-Barajas y el de Barcelona-El Prat, por un periodo de veinte años y un importe inicial total de 5.300 millones de euros, que algunas empresas interesadas han considerado "elevado".

Las empresas interesadas en competir por hacerse con estos aeropuertos deberán presentar antes del próximo 5 de septiembre sus solicitudes para participar en el proceso, junto con la correspondiente documentación que garantice su capacidad económica y técnica.

En concreto, se sacará a concurso el 90,05% del capital de las dos sociedades gestoras de cada uno de estos aeropuertos. El 10% restante del capital de estas firmas quedará en manos de Anea Aeropuertos.

Las empresas que se hagan con estas sociedades deberán abonar un importe inicial de 3.700 millones en el caso de Barajas y de 1.600 millones, en el de El Prat.

Posteriormente, tendrán que pagar a la Administración un canon anual equivalente al 20% de la facturación. Se estima que en 2012, este pago sea de 150 millones en el caso del aeropuerto de la capital y de 80 en el de la Ciudad Condal.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad