Azkoyen aprovecha el 'vending', el empleado ideal que nunca descansa y no pide nada

stop

CRISIS, CAMBIO LABORAL Y DE CONSUMO

Azkoyen aprovecha el auge de las máquinas expendedoras

en Madrid, 15 de mayo de 2015 (21:28 CET)

El negocio del vending emerge con fuerza. La salida de la crisis y, sobre todo, el cambio del modelo laboral que lleva aparejado, con el mayor ahorro de costes posibles, está llevando a un aumento de los pedidos de las máquinas expendedoras. En España, el sector creció un 17% en 2014, especialmente en lo que a bebidas calientes se refiere.

Representan al empleado ideal. Trabajan día y noche, sin descanso, generando ingresos de manera permanente, y, lo mejor, no cobran nada ni piden irse de vacaciones. Sólo requieren ser reabastecidos cuando se agotan los productos de los dispensarios.

Inflexión en 2013

En Azkoyen, la multinacional navarra fabricante de estas máquinas, pueden dar fe de ello. Desde el punto de inflexión registrado a finales de 2013, están viendo aumentar los pedidos, dentro y fuera de España, de estas cada vez más sofisticadas máquinas.

No tanto las que expenden tabaco, como las que facilitan comidas y bebidas. En 2014, estas expendedoras aportaron casi 41 millones al volumen de facturación del grupo, un 22% más que un año antes y un tercio del total de ventas. Exceptuadas las que ofrecen tabaco, el resto del negocio del vending creció un 33,4% el pasado ejercicio.

El ojo de Carolina Masaveu

Y las perspectivas de mejora de este negocio no están pasando desapercibidas por algunos de los grandes inversores. Carolina Masaveu, la heredera de la mayor fortuna privada de Asturias, acaba de tomar una participación significativa del 3,38% en Azkoyen a través de patrimonial Crisgadini. El pasado mes de febrero desembolsó algo más de 2 millones de euros para hacerse con un paquete de 855.000 títulos, revalorizados en estos tres meses en un 23%.

Azkoyen, además de ser fabricante de estas máquinas, cuenta con un departamento tecnológico del que parten algunas de las novedades que posteriormente salen al mercado. Entre las últimas, el conocido como Button Gourmet, el primer self-service automático para comida gourmet

Cambio de esquemas de consumo

Un punto de venta pensado para su ubicación en lugares de gran tránsito o necesidad como oficinas corporativas, estaciones de tren o aeropuertos. Tras las pruebas piloto llevadas a cabo, Azkoyen instalará las tres primeras máquinas de este servicio en Reino Unido, Holanda y Navarra.

El nicho de mercado para este producto responde al cambio de los esquemas tradicionales de  consumo. Fuera de casa y a unas horas variables, que facilita a los restauradores ofrecer sus productos más allá de los horarios habituales y sin los elevados gastos del modelo de negocio tradicional.

Crecimiento real

Ya con el ajuste realizado en 2014, Azkoyen ha visto atemperado el crecimiento del área de máquinas expendedora de tabaco y vending, de ahí que el crecimiento registrado en el primer trimestre de 2015 haya sido sólo del 4,7%. Muy lejos del 40% contabilizado hace un año, pero que resultaba un tanto ficticio al ser comparado con los raquíticos resultados contabilizados en 2013, cuando la crisis no acababa de tocar fondo.

La multinacional navarra, además de España donde factura el 18,7% del negocio, genera el 78% de su volumen de negocio en el resto de Europa, especialmente en Reino Unido y en los mercados centroeuropeos, y ha empezado a apostar fuerte para aumentar su penetración en Latinoamérica.

En este sentido, el pasado mes de noviembre, Azkoyen ponía en funcionamiento, en la localidad colombiana de Pereira, una planta para fabricar y comercializar máquinas de vending en el continente americano.

Accionariado variopinto

Además de Carolina Masaveu, el accionariado de la multinacional navarra es de lo más variopinto. Figura como máximo accionista, con el 24,6%, Inverlasa. Una sociedad tenedora de acciones que aglutina las procedentes de patrimonios gestionados por Europroperty, Berkinvest y Berkelium. Juan Miguel Sucunza, representante de Berkinvest, ejerce como presidente desde hace cinco años.

Indumenta Pueri, la family office de la familia Domínguez, propietaria de la cadena de ropa infantil Mayoral, ostenta el 5,3%. También se sienta en el consejo la empresa Competiber, representada por su presidente, Ramón Suárez Zuluoga. De los Troya, la familia fundadora de Talleres Azkoyen --el embrión del actual grupo--, María del Carmen Troya mantiene un 5%.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad