Barcelona se consolida como el cuarto puerto base del mundo de cruceros

stop

Los responsables de la infraestructura portuaria prevén llegar a los 2,5 millones de pasajeros este año, un 7% más que el anterior. Buscan ganar pasajeros en los mercados asiáticos, brasileño y europeo

Carla Salvadó, directora de márketing y cruceros, junto a Sixte Cambra, presidente del puerto

19 de abril de 2011 (17:36 CET)

El puerto de Barcelona es un muelle clave en la actividad de cruceros mundial, acabó 2010 consolidándose como el cuarto amarre en el ranking global. Los más de 2,3 millones de pasajeros que subieron a una embarcación en la capital catalana aún están muy lejos de los tres grandes puertos de Florida (Miami, Puerto Everglades y Puerto Canaveral), los primeros de la clasificación con un volumen de usuarios que supera los cuatro millones. Eso sí, a lo largo de 2011 desde la Autoridad Portuaria de Barcelona (APB) pretenden acelerar y superar los 2,5 millones de viajeros. Una cifra “prudente”, en palabras del presidente del puerto, Sixte Cambra, si se tienen en cuenta las 900 escalas previstas a lo largo de la temporada.

Los gestores de la infraestructura han señalado que el gran reto que está encima de la mesa es romper la estacionalidad de los cruceros. Según Cambra, “ya hemos avanzado mucho con la apuesta que han hecho grandes compañías americanas como Norwegian Cruise Line o Royal Caribbean”. Entre las dos llevaron a 50.000 turistas a Barcelona en los meses de enero y febrero de 2010, una cifra “que no es muy alta si se compara con los 320.000 de agosto, pero que casi iguala a los meses fuertes del año 2000”.

Para crecer han puesto la vista en tres mercados: Ásia, Brasil y Europa. En el plan estratégico del puerto, el aeropuerto de El Part juega un papel importante. “Ejercemos una presión importante para que sea posible que cada vez tenga más conexiones internacionales”, afirma la directora de márketing y cruceros, Carla Salvadó. También ha destacado la importancia de congelar las tasas, así como la inversión en mejorar las instalaciones como elementos claves para explicar el crecimiento en los últimos años.

Con todo, este verano alcanzarán una cifra récord de viajeros al mismo tiempo. El día 20 de agosto coincidirán ocho cruceros en los muelles con 31.070 pasajeros a bordo, casi los máximos que pueden pasar por las instalaciones portuarias a la vez. “Tenemos que ser muy eficientes para evitar cualquier molestia a los turistas”, ha asegurado el presidente de la infraestructura.

260 millones de gasto

Desde Turisme de Barcelona calculan que los usuarios de cruceros dejan cada año 260 millones de euros en la ciudad. Los viajeros que no hacen noche en la capital catalana gastan de media 96,84 euros y los que pasan varios días 121,45. Estos cálculos incluyen el gasto en hoteles, restaurantes, excursiones, compras y transporte, entre otros.

Asimismo, los gestores del puerto recuerdan que los servicios auxiliares y la compra de provisiones para el barco también conlleva un impacto en la economía local. Esta temporada las tres embarcaciones más grandes que navegan por el Mediterráneo tienen su base en Barcelona: el Liberty of the Seas, el Norwegian Cruise Line y el Carnival Magic. Sólo con estos barcos suman 14.170 pasajeros.

Nuevo muelle de costa

En cuanto a proyectos futuros, Cambra ha asegurado que “antes del verano” el nuevo muelle de costa ya estará adjudicado. En febrero se instó a mejorar las ofertas de las dos compañías que participaron en el concurso público para gestionar la instalación, Grimaldi y Balearia, tras declararse desierto.

“Queda conocer qué proyecto presentarán, si lo harán a título individual, juntas o con un tercero”, ha reconocido el presidente de la APB. Cabe recordar que la nueva terminal estará situada muy cerca del núcleo urbano y estará destinada al trasporte marítimo de corta distancia hacia Italia y África. Estará habilitado tanto para mercancías como para personas.

Por otro lado, Cambra ha aclarado que “aún no hay fecha” para abrir el concurso público para hacer una nueva terminal de cruceros de larga distancia, la E. “Tenemos los terrenos reservados pero aún no sabemos si se convocará en los próximos meses o se prolongará más”.

En los últimos 10 años se han invertido 102 millones de euros en infraestructuras de cruceros al puerto de Barcelona.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad