Clamor en Catalunya para impulsar el sector industrial

stop

Los agentes sociales firman un manifiesto para superar los retos actuales, impulsar el nuevo modelo productivo y crear más puestos de trabajo

Los representantes patronales, sindicales y de las universidades tras la firma del manifiesto

03 de diciembre de 2012 (16:04 CET)

Patronales, sindicatos y universidad se han unido este lunes para impulsar la industria en Catalunya. Han firmado el manifiesto Más industria: la respuesta catalana a la crisis y han detallado los ejes en los que quieren trabajar para superar los retos actuales del sector e impulsar un nuevo modelo productivo con un objetivo final: “Que el peso de la ocupación industrial llegue al 20%” de la población activa catalana, tal y como reza el texto que han rubricado, frente al 17% actual.

Sin políticos

La representatividad de las administraciones públicas en el pacto industrial es circunstancial. Sólo están presentes mediante la participación de alguna de ellas (concretamente: la Generalitat, la Àrea Metropolitana de Barcelona, la Diputació de Barcelona, el Ayuntamiento de la capital catalana y la Federació de Municipis) en el Institut d'Estudis Regionals i Metropolitans de Barcelona (Iremb), el pequeño lobby metropolitano que une universidad y administración.

Los abanderados de esta plataforma son los principales sindicatos (CCOO y UGT de Catalunya); las patronales Pimec y Foment del Treball; la tres principales universidades del ámbito metropolitano (UB, UAB y UPC); los colegios profesionales de Catalunya de industriales, economistas e ingenieros; y la confederación de asociaciones de vecinos, la Confav.

Cómo reactivar el sector

En su escrito, la plataforma hace un llamamiento a “asentar las bases de esta industria renovada” a través de un “gran pacto social”. Marca otros retos imprescindibles: reorientar el capital financiero para obtener de nuevo circulante para las compañías y fomentar la cooperación empresarial, tanto para la igualdad de condiciones en los mercados financieros como en las plataformas de distribución y exportación.

No son sólo los empresarios los que tienen deberes. Para conseguir, de nuevo, que Catalunya sea un territorio industrializado, el manifiesto también reclama más formación, más transferencia de conocimientos y revisar “el mix energético” para que las renovables tengan más presencia en el territorio.

Nuevo modelo

La competitividad de la industria catalana pasa por mejorar las infraestructuras. Patronales, sindicatos y universidad afirman que esto es “el gran reto” y que, si se consiguen grandes objetivos como son el corredor mediterráneo, se obtendrá un doble beneficio: el nuevo nodo de conexión y la creación de empleo en su construcción.

Todo ello, conformaría el nuevo modelo productivo anisado por el sector.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad