Colonial pierde 201 millones por el negocio residencial

stop

RESULTADOS DE LA INMOBILIARIA

De izquierda a derecha, el CEO de Colonial, Pere Viñolas, y el presidente, Juan José Brugera

13 de noviembre de 2012 (21:18 CET)

Inmobiliaria Colonial ha anunciado unas pérdidas netas de 201 millones de euros en los nueve primeros meses del ejercicio. Este dato choca frente al beneficio de 24 millones de un año antes.

La firma, controlada por un grupo de entidades financieras, atribuye estos números rojos al negocio residencial, que considera no estratégico y que está agrupado en la filial Asentia. En caso de descontar este área, Colonial registraría un resultado operativo de 143 millones de euros, similar al del mismo periodo de 2011.

La inmobiliaria que preside Juan José Bruguera ha ingresado 169 millones de euros hasta septiembre de su negocio principal, la explotación en alquiler de patrimonio inmobiliario. El beneficio bruto de explotación (Ebitda) de esta actividad se situó en 153 millones.

La venta de Asentia


Colonial soporta un endeudamiento neto de 3.454 millones de euros, el 2,8% superior al del cierre del ejercicio pasado. Este pasivo no incluye la deuda de Asentia, porque la filial está registrada contablemente como actividad mantenida para la venta. En cuanto al impacto que esta sociedad de vivienda y suelo tiene en la cuenta de resultados de Colonial, la compañía apunta que "continuarán afectando mientras siga formando parte del perímetro de consolidación del grupo".

En este sentido, indica que en caso de que los bancos acreedores de Asentia canjeen deuda por acciones de la sociedad, tal como se prevé en el acuerdo de financiación, Colonial diluiría su participación, de forma que "podría incluso llegar a no formar parte del perímetro de consolidación del grupo".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad