Damm aspira al mercado continuo

stop

Mantiene su apuesta por el extranjero, con nuevos mercados en el punto de mira

14 de junio de 2013 (13:56 CET)

El grupo Damm tantea el salto de los mercado de corros, muy parecido a un mercado secundario, para pasar al continuo. Así lo contempla en su plan estratégico 2013-2016.

Lo ha confirmado el presidente de la compañía, Demetrio Carceller, en un encuentro previo a la junta de accionistas. ¿Cuáles son las condiciones que se impone para dar este paso? Facturar 1.000 millones de euros. Para entonces, la compañía prevé alcanzar los 300 millones de acciones en vinculación.

Reino Unido y Estados Unidos

Se trata del tercer cervecero español presente en más de 80 países del mundo. Aunque Reino Unido y Estados Unidos se presentan como dos mercados con peso para el grupo.

Sobre todo en el primero, donde están realizando una inversión importante para promocionar su marca y mantener los lazos arraigados con los turistas ingleses que visitan España.

Mercado extranjero

El año se presenta complicado para Damm debido a la caída el consumo interno, aunque asegura que siguen en la senda del crecimiento rentable. Todos los negocios, excepto el del agua, crecen en el mercado internacional entre un 20 y un 30%. Y por ello, su foco sigue estando en el extranjero. Como mercados atractivos se encuentran el norte de África, los países escandinavos, países del sur de América y Rusia.

Pese a la crisis, en los últimos seis años, la compañía ha invertido algo más de 600 millones de euros. “Es importante, no porque tengamos mucho dinero, sino porque invertimos en este país”, ha defendido Carceller.

Pescanova y Ebro Foods

Carceller también ha abordado la crisis de Pescanova por la que tendrá que aumentar de los 21 a los 28 millones sus previsiones. “Nos ha salido absolutamente rana”, refiriéndose a su relación con el presidente de la compañía gallega, Manuel Fernández de Sousa. Mientras que ha elogiado la transparencia en la gestión de Antonio Hernández Callejas, presidente de Ebro Foods.

“Jamás ha escondido ni un número ni un dato ni al consejo ni al mercado. Se debería valorar más”, ha puntualizado Carceller. En esta compañía, líder mundial en el sector del arroz, ha elevado su participación al 10%.

Marca Cacaolat

Respecto a Cacolat, el presidente de Damm ha asegurado que gracias a su adquisición, se ha conseguido sacar a flote a un histórica compañía catalana de batidos “a punto de desaparecer por la gestión de los últimos diez años”.

Entre Damm y Cobega, propietarias de Cacaolat, se ha invertido en este reflote hasta 120 millones de euros. Ahora, el nuevo camino de la marca de batidos seguirá en la planta de Santa Coloma (Barcelona) a la que se trasladará la plantilla este verano.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad