De finalista en 'MasterChef', a pilotar una empresa de recetas a domicilio

stop

VOCACIÓN EMPRESARIAL TEMPRANA

Fabián León, finalista del primer MasterChef

en Barcelona, 16 de mayo de 2015 (22:00 CET)

La primera edición de MasterChef, la de 2013, llegó a la pequeña pantalla convirtiéndose en un programa de éxito. A pesar de su juventud, ya que participó en el programa de televisión con 18 años, Fabián León se erigió en finalista. Y apenas dos años después este cocinero se ha convertido, también, en empresario.

Tras formar parte del crowdfunding inicial --con el que se recaudaron más de 25.000 euros--, León decidía entrar como socio en la compañía Foodinthebox. Pero, ¿a qué se dedica esta empresa? Se basa en la compra de recetas on line. Es decir, el cliente recibe todos los ingredientes en su casa y los pasos a seguir a unos precios muy asequibles.

Una empresa a tres bandas

En la actualidad, son tres socios: Lorena Luque --una venezolana que llegó a España con ánimo de emprender--, Sonar Ventures –una produtora de startups-- y León, que se incorporó el último pero ha acabado cogiendo el timón. Con la entrada de León, ha aumentado el equipo de Foodinthebox y además el negocio ha dado un giro de 180 grados.

Nació como un modelo basado en la sucripción de cajas con menús de diferentes países a unos 25 o 30 euros al mes. Pero en diciembre del año pasado, antes de que Lorena pasara a ocupar un segundo plano por motivos personales, se decidió ir un paso más allá y convertirse en el Ikea de la gastronomía. Se envían todos los alimentos necesarios para que uno mismo elabore la receta.

"No se cocina en casa, principalmente, por pereza y pensamos en un modelo de negocio que solucionase este problema. Optamos por la compra de recetas que por el mismo precio, o incluso menos que en el súper, permitía al cliente tener todos los ingredientes con las medidas exactas para elaborar el plato en cuestión", explica León a Economía Digital.

Primero en Madrid

Foodinthebox vende recetas nuevas y en breve espera incorporar el menú semanal, de manera que el cliente reciba en casa un pack de cinco a siete recetas. Además, León y su equipo están a punto de inaugurar su centro logístico ubicado en el mercado Barceló de Madrid. "Se trata de un puesto más en el mercado y nuestros proveedores son los otros tenderos", añade.

La compañía repartía antes los menús internacionales a toda España, pero ahora se muestra algo más prudente. Comenzará con la venta de recetas on line primero en Madrid, aunque con previsión de ofrecer el servicio en breve en otras ciudades. "Así podemos asegurar al cliente que en menos de dos horas puede tener su pedido en casa", explica el cocinero y recién estrenado empresario.

Para las entregas a domicilio se han establecido dos franjas horarias: la de la mañana hasta las 12 del mediodía y la de la noche hasta las siete de la tarde. Cualquier pedido que se haga después de esa hora podrá recibirse al día siguiente y en el momento que se concrete.

Foodinthebox basa su negocio en los márgenes que obtiene de los ingredientes que compran los clientes. Sin embargo, León insiste en que son lo más ajustados posibles y que incluso han comparado los precios con varias cadenas de supermercados y su cesta de la compra sale más barata.

Nuevas incorporaciones

En apenas un par de meses --el nuevo modelo de negocio tomó forma en febrero-- el equipo de Foodinthebox ha crecido para ofrecer el producto y la calidad que quieren. Aunque es una start-up de reciente creación, se fundó a finales de 2013, se han sumado cuatro personas al equipo inicial y esperan seguir fichando a más gente. Incluso alguna blogger de gastronomía influyente a nivel nacional podría incorporarse en breve.

Ahora León está coordinándolo todo como consejero delegado de la firma y dada su experiencia gastronómica. Sin embargo, no es el único proyecto en el que está inmerso tras su paso por MasterChef. Además, participa en un programa gastronómico en la televisión de Mallorca. "Es mi primera experiencia como empresario y estoy muy ilusionado", señala con un tono de voz que lo denota. Y, por ello, espera que esa ilusión se materialice en un caso de éxito y el concepto de Foointhebox cale en el cliente y en la calle. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad