El empuje de las rebajas de verano: 2.800 millones en ventas

stop

El comercio afronta con optimismo la campaña estival y espera cerrar el año al alza

El pequeño comercio genera el 20% del empleo del sector. EFE/Archivo

en Barcelona, 28 de junio de 2015 (12:10 CET)

Tradicionalmente las rebajas de verano empezaban el 1 de julio, sin embargo  desde la liberación aprobada en 2012 los comercios pueden rebajar sus productos durante todo el año.

El sector espera que estos descuentos animen las ventas, sobre todo ahora en verano. Tanto es así que el comercio textil, máximo protagonista de las rebajas, se muestra optimista de cara a la campaña estival. Espera facturar 2.800 millones de euros durante los meses de verano, un 4% más que en 2014.

De ser así, y gracias también al incremento registrado en lo que va de año, el sector podría cerrar su segundo ejercicio al alza. También el pequeño comercio augura unas buenas rebajas. Confía en vender un 5% más.

El efecto llamada 

El hecho de que ahora los comercios pueden efectuar rebajas durante todo el año no ha contentado a todo el sector. Algunos critican que con este cambio se pierde el "efecto llamada" que suponía tener que esperar a un día determinado en todas las tiendas y ciudades para poder ir de rebajas.

"Existe cierta sensación de desazón entre los comerciantes sobre las rebajas, especialmente en el comercio de proximidad", explica el presidente de la Confederación Española de Comercio (CEC), Manuel García-Izquierdo, en una entrevista a la agencia EFE. 

La mitad de las ventas, con descuentos 

Las ventas previstas por la patronal del comercio textil Acotex para estas rebajas --2.800 millones de euros-- representará el 20% de las ventas totales del año. Si a esto se une que el 25% de la facturación se genera en las rebajas de invierno y que otro 15% corresponde a los outlets, " más de la mitad de las ventas del año se realizan con grandes descuentos", subraya el presidente de Acotex, Eduardo Zamácola.

En los cinco primeros meses del año, las ventas de ropa y complementos han subido el 3,6% y suman nueve meses en positivo. De mantenerse esta tendencia en el segundo semestre, el sector podría cerrará el ejercicio con un aumento de la facturación de entre el 3,5% y el 4%.

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad