Rocella, la mezcla de Nutella y Ferrero Rocher que no está a la venta.

El éxito de Rocella, la mezcla de Nutella y Ferrero, que no está en venta

stop

Los consumidores buscan como locos a Rocella, una mezcla entre Nutella y los bombones Ferrero Rocher que no está a la venta en ninguna parte

Madrid, 13 de agosto de 2018 (04:55 CET)

Rocella, una crema de Nutella con pequeños trozos de los bombones Ferrero Rocher, ha obtenido un enorme éxito en los consumidores de medio mundo. En Instagram, Twitter o Facebook, en Estados Unidos, Inglaterra, Italia y España, los seguidores de los productos del fabricante coholatero Ferrero.

El problema es que el producto no se vende en ninguna parte y sólo es una mera invención de un bloguero londinense de 30 años, amante de la comida y los chocolates, que hizo un invento casero y colgó en internet su resultado.

Álex, conocido en las redes como “Run.Cheat.Repeat”, creó en su casa el producto y hasta diseñó la etiqueta “Rocella”. Las primeras tres letras con la tipografía de los bombones Ferrero Rocher. Las cuatro últimas letras con la tipografía de Nutella.

El envase, diseñado y cuidado con aspecto de producto industrial, ha llevado a los consumidores a creer que está disponible y las redes sociales estallan al unísono: ¿Dónde se vende la Rocella? La respuesta es sencilla: en ninguna parte.

El creador de la Nutella ficticia

“Run.Cheat.Repeat” detalla el éxito de su invención en su web, donde también ha creado otros engendros ficticios del chocolate como la Nutella con galletas Oreo. Pero la expectativa generada con la Rocella ha sorprendido al propio creador que ha publicado su receta casera para producir la invención.

“A la gente le encanta. Suelen tener éxito las mezclas de dos productos favoritos como Biscella (Biscoff con Nutella). No considero que sea un falso producto industrial, sino una manera de que la gente pueda crear en sus casas una mezcla que el fabricante no se atreve”, explica el bloguero.

El método de fabricación es bastante sencillo. Sólo se necesitan dos ingredientes: Nutella y Ferrero Rocher, dos productos fabricados por la misma empresa, lo que, en el fondo, supone publicitaria gratuita y viral a la compañía.

Y la preparación es más sencilla todavía: trocear y cortar los bombones Ferrero Rocher en pequeños trozos, agregarlos a la Nutella y mezclar en un mismo recipiente. El resultado es el producto que están buscando los consumidores ansiosos por probar la novedad pero que no encuentran respuesta en ninguna parte.

El bloguero, además, ha publicado su diseño para que los aficionados puedan imprimir la etiqueta y simular el producto industrial. En su web, lo explica con detalle.

“Posiblemente comience con 4-6 Ferrero Roche y agregue más si desea obtener más textura. Creo que menos es más. Si quiere hacer un producto terminado, use un frasco de 200 g de Nutella. Use agua caliente para quitar la etiqueta. Descargue e imprima la etiqueta a continuación y aplique con cinta adhesiva”, explica el bloguero.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad