El Govern y Abertis pactan abaratar los peajes

stop

INFRAESTRUCTURAS

01 de octubre de 2013 (14:10 CET)

El Govern y Abertis llevaban meses negociando una rebaja de las tarifas de algunos peajes, y este martes se ha concretado con un acuerdo en el Consell Eecutiu. Se trata de los peajes del Garraf y el Maresme en la C-32 y en el de Mollet, en la C-33. Un acuerdo que significa “ofrecer coherencia al modelo”, según el conseller de Política Territorial, Santi Vila.

El acuerdo se ha alcanzado porque incluye un plan de inversiones por un valor de 93 millones de euros, por parte de la empresa que preside Salvador Alemany, con el objeto de mejorar esas vías. El acuerdo, por tanto, no ha pasado por un alargamiento de la concesión, como se había previsto inicialmente. “No se podía marginar al ciudadano por razones geográficas”, ha asegurado Vila, que ha defendido todo el sistema de peajes de las infraestructuras viarias catalanas.

30% de media de rebajas

La idea de Abertis y del Govern es que mejorando esas carreteras podrán obtener un mayor tráfico que compense el descenso de los últimos años debido a la crisis económica. Por ello se ha optado por alargar algunos tramos que faciliten mejores conexiones, como el de la C-32 de Blanes a Lloret de Mas, en la comarca de la Selva, y el enlace entre la AP-7 y la C-17 en Mollet.

La media de rebaja de las tarifas de los peajes es de un 30%, con el objeto, según Vila, de "ser sensibles con los ciudadanos de esas comarcas".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad