El grupo Piaggio pide 15 días para replantear el ERE de Derbi 

stop

MOTOCICLISMO

Línea de producción de Derbi en Martorelles

17 de mayo de 2011 (12:04 CET)

Siguiendo la estela de Yamaha, el grupo Piaggio ha solicitado a la Generalitat prolongar 15 días el periodo de consulta para replantear el ERE de Derbi y aportar nuevos documentos que justifiquen el cierre de la factoría de Martorelles. Los trabajadores también se han sumado a esta petición, ya que aseguran que hasta la fecha el grupo italiano no les ha aportado ningún dato con suficiente fuerza para empezar a negociar la salida de los 220 asalariados que hay en el Vallès Oriental. De hecho, en todas las reuniones que han mantenido la dirección catalana y el comité de empresa nunca se ha empezado a negociar las condiciones del cierre.

Según fuentes cercanas a Piaggio, los italianos no mueven una coma los planes de trasladar la producción de Catalunya a una fabrica cerca de Venecia antes del verano. Este es el encargo que tiene el director general de Derbi, Pedro Quijada. Pero con los argumentos que han puesto encima de la mesa, la Generalitat difícilmente puede aprobar la regulación. “En 2010 la fábrica de Martorelles ha dado beneficios y ha ganado en eficiencia gracias al esfuerzo de los trabajadores”, explica el representante de la Federación de Industria de CCOO, Pere Culell, a Economía Digital.

Asesor de gran parte de regulaciones industriales que ha habido en los últimos años, el sindicalista asegura que “para llevarse las 20.000 motos que se hacen en Catalunya a Italia, Piaggio ha construido una simulación que no se aguanta por ningún sitio”. Según ha hecho público, con la producción industrial en verde el grupo automovilístico llega a las pérdidas por “supuestos gastos en I D, comercialización y recambios”. Tres departamentos que afirma que en contadas ocasiones lastran un ejercicio.

Gastos de producción

En las próximas dos semanas desde el comité de empresa esperan ver “el contrato de manufactura, el movimiento de tesorería y la compraventa de la marca”. En este último documento quieren comprobar qué parte del préstamo de Derbi les queda pagar a Piaggio, ya que al adquirir el grupo catalán se recortaron 18 millones de euros de la deuda. También han requerido los gastos de producción de las plantas italianas que pueden competir con Martorelles para producir las 20.000 motocicletas, primero la veneciana.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad