El presidente de los abogados, preocupado por el escándalo del Colegio de Madrid

stop

ELECCIONES ICAM

El presidente del CGAE, Carlos Carnicer. EFE

21 de diciembre de 2012 (20:45 CET)

El presidente del Consejo General de la Abogacía Española (CGAE), Carlos Carnicer, ha enviado a sus compañeros madrileños una carta en la que muestra su preocupación por el escándalo de las elecciones del Colegio de Abogados de Madrid (ICAM) celebradas el pasado martes.

Carnicer asegura en la misiva, a la que ha tenido acceso Economía Digital, que está “siguiendo, con gran preocupación, los acontecimientos acaecidos después de la jornada electoral celebrada en nuestro querido Colegio de Abogados de Madrid y la negativa repercusión que están teniendo en los medios de comunicación”.

El presidente de la Abogacía Española pide a los abogados madrileños “un momento de serena y generosa reflexión” para que “podáis reconducir cuanto antes y con acierto esta situación que está generando una gran inquietud entre nuestros compañeros y transmitiendo una pésima imagen, de nuestro colectivo, a la sociedad a la que servimos”.

Lo más rápido posible

El escándalo y la suspensión de las elecciones del Colegio de Abogados de Madrid han creado una situación nunca vista en este colectivo. La imagen que se está dando a la sociedad sobre la abogacía es nefasta, según los propios implicados en el proceso electoral.

Carnicer entiende que cuánto más se tarde en restablecer la situación, será más difícil volver a generar confianza en los ciudadanos y en los propios abogados. “Tenemos la obligación de superar los problemas surgidos, de la manera más rápida posible y que menos daño hagan a la institución colegial”, asegura Carnicer. “Es preciso que transmitamos al colectivo y a la ciudadanía que somos capaces de resolver y superar cualquier diferencia y que respetamos, hasta el final, los principios democráticos que constitucionalmente nos rigen”, continúa.

Mal momento

El presidente del CGAE finaliza su misiva poniéndose a la entera disposición de los abogados madrileños para solucionar la tensión creada. Además, de confiar en restablecer la normalidad en el ICAM, Carnicer explica que esta crisis no ha llegado en el mejor momento posible ya que se está viviendo “uno de los momentos más cruciales para nuestra querida profesión”.

Los candidatos a la Junta Directiva del ICAM han presentado hasta las 14.00 horas de este viernes las alegaciones pertinentes sobre los hechos acaecidos el día que se celebraron las elecciones y que finalmente quedaron suspendidas. La aspirante Sonia Gumpert fue acusada de fraude electoral por todos los rivales.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad