España impulsa los beneficios de Orange

stop

La operadora francesa gana 2.935 millones, un 10,7% más, gracias al incremento de la facturación en el mercado español

Economía Digital

El director general adjunto del grupo Orange, Gervais Pellisier (d), y el consejero delegado de Orange España, Jean Marc Vignolles, en rueda de prensa / EFE
El director general adjunto del grupo Orange, Gervais Pellisier (d), y el consejero delegado de Orange España, Jean Marc Vignolles, en rueda de prensa / EFE

Barcelona, 23 de febrero de 2017 (12:00 CET)

Orange obtuvo beneficios por 2.935 millones de euros, gracias al viento de cola que ha aportado España con el incremento de su facturación. Este resultado de la operadora representa un 10,7% más respecto a 2015, y si se toma el ebitda ajustado, significa un aumento del 2,1%.

El mercado español aportó una ganancia de 1.349 millones de euros al grupo francés, un alza del ebitda del 26,4%. Las razones de esta subida se encuentran en el aumento en la facturación, pero también en las sinergias con Jazztel, "que compensa parcialmente el aumento de los costos comerciales y de las compras de contenidos", informó la compañía.

En España Orange facturó 5.014 millones de euros en 2016, un 6 % más, gracias al impulso de los ingresos de servicios móviles, que crecieron un 7,7 %. En los resultados también ha tenido que ver el despliegue de la red 4G, que permite a la compañía naranja contar con una cartera de 7,9 millones de clientes, un número que se ha multiplicado por 1,5 en un año.

Además, los ingresos de la banda ancha subieron un 10,7% en el cuatro trimestre, y este servicio ya cuenta con 3,94 millones de clientes.

Baja el resultado global de explotación

Así como España ha hecho los deberes, otros mercados han causado que el resultado de explotación de Orange disminuya un 14%, para quedarse en 4.077 millones de euros. Estos han sido los de Polonia, Egipto, la República Democrática del Congo y Camerún, aunque esta caída también se debe a la dotación de diversas amortizaciones.

Los ingresos globales de Orange subieron un 1,7 % en cifras absolutas, hasta 40.918 millones de euros y el mercado doméstico francés representó un volumen de 18.969 millones, lo que implicó un descenso del 0,9%.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad