Iberdrola recurrió a sus centrales del Sil para manipular precios

stop

Competencia, que multa a la compañía con 25 millones, detectó en 2013 progresivos incrementos de tarifas de las unidades hidráulicas gallegas

E.D.G.

Juan Ignacio Sánchez Galán y Alberto Núñez Feijóo durante la inauguración de la central de Santo Estevo en el Sil
Juan Ignacio Sánchez Galán y Alberto Núñez Feijóo durante la inauguración de la central de Santo Estevo en el Sil

en A Coruña, 01 de diciembre de 2015 (11:55 CET)

Galicia se encuentra en el epicentro de un engranaje fraudulento maquinado por Iberdrola para alterar los precios de la energía. La filial de generación de la compañía presidida por Ignacio Sánchez Galán articuló un sistema de manipulación de precios que pasaba por la progresiva alteración de tarifas en origen de sus centrales hidroeléctricas ubicadas en la cuenca del Sil. Así lo considera la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), que ha sancionado al grupo eléctrico con una multa de 25 millones.

Las unidades de gestión hidráulica de las cuencas de Sil, Duero y Tajo son las áreas de negocio a las que alude Competencia en su expediente sancionador. El organismo declara a Iberdrola Generación como "responsable de una infracción muy grave, de conformidad con lo dispuesto en el artículo 60.a).15 de la Ley 54/1997, de 27 de noviembre, del Sector Eléctrico, como consecuencia de una manipulación fraudulenta llevada a cabo mediante el incremento del precio de las ofertas de las unidades de gestión hidráulica de Duero, Sil y Tajo, entre el 30 de noviembre de 2013 y el 23 de diciembre de 2013", señala el expediente.

El "modus operandi"

De acuerdo con el expediente, Iberdrola Generación incrementó sensiblemente a partir del 30 de noviembre de 2013 el precio de las ofertas correspondientes a las unidades de gestión hidráulica de Duero, Sil y Tajo, "hasta el punto que redujo considerablemente la programación de estas unidades". "Esta reducción en la producción, que a partir del 6 de diciembre es muy notable, se produjo pese a los elevados precios que se estaban marcando por el mercado de contado", explica Competencia.

El expediente señala que "la conducta de Iberdrola Generación provocado un incremento del precio del mercado diario estimado en unos 7 euros por megavatio". "Ese incremento, considerando las circunstancias en que se desarrolla la conducta, se ha traducido en un beneficio propio y en un impacto para el conjunto de la demanda", explica. De acuerdo el organismo regulador, el beneficio obtenido de forma fraudulenta por Iberdrola se estima en unos 21,5 millones de euros y el impacto, en unos 105 millones de euros.

[Consulte el expediente sancionador a Iberdrola]

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad