Los resultados de Iberdrola empeoran por la caída en España. Iberdrola vende centrales en el Reino Unido antes del brexit. El presidente de Iberdrola, Ignacio Sanchéz Galán, quiere cambios en Siemens Gamesa. EFE

Iberdrola tapa la vía de agua de España con ayuda de Trump

stop

Iberdrola cierra 2017 con un beneficio de 2.804 millones, el 3,7% más, pese a que todos los negocios en España caen

Xavier Alegret

Economía Digital

Los resultados de Iberdrola empeoran por la caída en España. Iberdrola vende centrales en el Reino Unido antes del brexit. El presidente de Iberdrola, Ignacio Sanchéz Galán, quiere cambios en Siemens Gamesa. EFE

Barcelona, 21 de febrero de 2018 (10:43 CET)

El pasado año fue todo un reto para las compañías energéticas que tiene su principal mercado en España. Sobre todo, en el negocio eléctrico. Iberdrola, la mayor de su sector en el IBEX, sufrió en 2017 caídas de todos sus negocios en España, pero logró tapar esta vía de agua de sus cuentas gracias al negocio internacional. Brasil tiró del carro y Donald Trump también sumó para que Iberdrola terminara ganando más.

La compañía que preside Ignacio Sánchez Galán ganó 2.804 millones de euros en 2017, el 3,7% más que en el año anterior, según comunicó a la CNMV. Con unos ingresos de 31.263 millones, el 8,7% más, un incremento de más del 20% del gasto operativo y de los tributos provocó una caída del 7,8% de su ebitda, hasta los 7.318 millones. El impacto positivo de 1.284 millones de la reforma fiscal de Donald Trump en los Estados Unidos se dejó notar, pese a que se destinó en buena parte a fortalecer balance.

Iberdrola cae en España en todos los negocios

Yendo al detalle del negocio, España empeora en todas las áreas para Iberdrola. En su principal negocio, el de redes, logró un ebitda ajustado de 4.328 millones, el 5,9% más. La compañía logró este incremento pese a que su primer mercado, España, aportó el 5% menos de ebitda por menores incentivos y las provisiones para el plan de eficiencia. La mejora tuvo mucho que ver con el crecimiento del 7,1% en EEUU y, sobre todo, de Brasil, que casi duplicó su ebitda tras la consolidación de NEO.

El negocio de generación y comercialización sufrió una caída del ebitda del 29%, hasta los 1.600 millones. España, que concentra más de la mitad de esta área de negocio, hizo un roto a Iberdrola, con el 41% menos de ebitda, por la caída de la producción eléctrica y mayores tributos. Mejoraron ligeramente, en cambio, los resultados del negocio de gas, que tienen un peso relativamente pequeño en la compañía. Iberdrola también se estrelló en este negocio en el Reino Unido y sólo logró mejoras en México (+23%) y en Brasil por la consolidación de NEO.

La reforma fiscal de Donald Trump en los EEUU tuvo un impacto positivo de 1.284 millones en Iberdrola

Las renovables sí que mejoraron… pero no en España. Este negocio aportó un ebitda de 1.592 millones de euros, el 6,1% más, gracias al crecimiento del 45% en el Reino Unido y del 128% en Brasil, también por la consolidación de NEO. En cambio, cayó el 0,9% en España por un descenso de la producción y el 4,1% en EEUU, el mercado más importante en renovables para Iberdrola.

La consolidación de NEO, que tantas alegrías dio a la cuenta de resultados de la compañía, tuvo su impacto negativo: incrementó su deuda neta en 2.817 millones de euros. Así, el pasivo de Iberdrola ascendía, a 31 de diciembre, hasta los 32.856 millones de euros, llegando a cuatro veces su ebitda.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad