Iberia y AENA se acusan de los retrasos que sufren los vuelos en España

stop

AENA e Iberia se han enzarzado en un cruce abierto de acusaciones sobre la causas de los habituales retrasos en los vuelos que se realizan en España

Aeropuerto de El Prat Barcelona

10 de octubre de 2011 (20:23 CET)

AENA ha salido al paso de unas declaraciones del primer ejecutivo de Iberia, Rafael Sánchez Lozano, en las que afirma que tras el grave conflicto de indisciplina protagonizado por los controladores en diciembre, que derivó en la puesta bajo control militar de este colectivo durante varias semanas, la gestión de la circulación aérea ha empeorado claramente en nuestro país.

La entidad que preside Juan Lema no ha tardado en responder al afirmar que no es un problema de gestión de los aeropuertos, sino interno de la propia aerolínea de bandera. De otra manera no puede explicarse que los retrasos medios de Iberia sean de entre 10 y 15 puntos porcentuales superiores a los del resto de aerolíneas que operan en la red nacional, según argumentan fuentes oficiales de AENA. Si la causa fuera común, las demoras de Iberia serían similares a las de otros competidores, concluye AENA.

Iberia replica que el cuello de botella es Madrid, el centro neurálgico de las operaciones de la empresa y donde se acumulan sistemáticamente retrasos algo superiores a los 10 minutos por vuelo. “Como todos nuestros aviones pasan al menos una vez al día por Barajas esos retrasos se van acumulando a lo largo de la jornada. Algo que no les pasa a otras aerolíneas que no tienen su centro de operaciones en el aeródromo madrileño y que por tanto evitan acumular demoras e incluso pueden recuperar retrasos mejorando el resto de la operativa a lo largo del día”, arguyen en Iberia.

Los mayores retrasos de Europa

Los retrasos en el control están documentados y a ellos se aferra Iberia. Los últimos datos de la Agencia Europea para la Seguridad en la Navegación Aérea (Eurocontrol), relativos al mes de agosto, muestran que los centros de control de Barcelona, Madrid y Canarias y la torre del aeropuerto de Barajas han vuelto a figurar en la lista de las 20 localizaciones donde se generaron más retrasos en Europa debido a esos problemas del control del tráfico aéreo.

El informe especifica, sin embargo, que la situación es peor en el aeropuerto catalán que en el madrileño, lo que debería provocar efectos de retrasos en cascada a Vueling y Spanair, que tiene su base en El Prat. Según el informe de Eurocontrol, el centro de control de Barcelona generó una media de 5.998 minutos de retrasos diarios frente a los 8.098 de julio lo que supuso que ocupara el primer puesto en retrasos en julio y el segundo lugar en agosto, por detrás del de Atenas.

Por lo que respecta, al centro de control de Madrid, se contabilizó una media de 3.093 minutos de retrasos diarios en agosto, mientras que en julio fueron 5.097; en la torre de Barajas 1.347 minutos en agosto y 1.461 en julio y en el centro de control de Canarias 1.550 minutos el último mes, frente a los 1.137 del anterior.

Los pilotos amenazan

Más allá de estos datos, el conflicto histórico y larvado entre los pilotos y la dirección de lberia, avivado estos días por el anuncio oficial de la creación de la nueva filial low cost, tampoco favorece el buen funcionamiento de la rotación de sus aviones. Este lunes, la asamblea informativa de pilotos de Iberia ha decidido apoyar a sus representantes sindicales en cualquiera de las medidas que deban adoptar en el conflicto que tienen con la empresa por la aprobación de esa nueva línea aérea de bajo coste.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad