Jaime Malet: "La inestabilidad política lleva a la inseguridad jurídica"

stop

El presidente de la Cámara de Comercio de Estados Unidos en España señala que la prioridad "absoluta" en España y Cataluña debería centrarse en "cómo crear empleo"

El ejecutivo Jaime Malet, en Barcelona / ED

Barcelona, 16 de enero de 2016 (14:04 CET)

Mantiene un mismo discurso desde que se inició el proceso soberanista en Cataluña. Jaime Malet no se esconde, aunque mide mucho sus palabras. Es el presidente de la Cámara de Comercio de Estados Unidos en España, y representa los intereses de más de 300 empresas, que mueven unos 248 mil millones de euros.

Su obsesión es generar inversiones, y su preocupación es diáfana: "Me preguntan, porque hablo cada día con ejecutivos de empresas multinacionales, y la verdad es que es difícil de explicar lo que sucede en Cataluña, es complicado decir los cambios en los liderazgos, la interpretación que hace cada uno de los resultados electorales, y el propio proceso soberanista", asegura, en una entrevista en el programa Converses de la Cadena Cope.


Lo peor, la indefinición

Su visión, desde el mundo empresarial, se mantiene: "Barcelona ha perdido inversiones en los últimos años en relación a Madrid, y los datos que se ofrecen desde el Govern u otras instancias yo no los he encontrado, me esperaré a que se conozcan los del cierre de 2015, pero no es cierto que estemos concentrando más inversión que Ille de France o el norte de Italia, o Baviera", asegura.

Malet entiende que "el sentido común" indica que en una situación en la que no se sabe que acabará ocurriendo, los inversores se lo toman con calma, a pesar de algunas noticias como la inversión de Lenovo, que podrían ofrecer una mirada distinta.

Lo que ocurre es que, según el presidente de la Cámara de Comercio de Estados Unidos en España, tampoco se ve la posibilidad real de que la independencia de Cataluña sea una realidad en poco tiempo. Es decir, el mundo económico ve en Cataluña una región mundial importante, que se encuentra en una situación de indefinición, aunque no se perciba la posibilidad real de la independencia.


En Estados Unidos fluye el dinero

"La inestabilidad política lleva a la inseguridad jurídica", insiste Malet. Y añade: "es evidente que el nivel de riesgo es más alto que si no estuviera en marcha el proceso soberanista". Pero ahí se queda Malet. No entra en si es mejor o no que se haya constituido el Govern de la Generalitat, o la convocatoria de unas nuevas elecciones.

Malet entiende que "de lo único que habría que hablar, la prioridad absoluta, debería ser cómo creamos trabajo". Y para ello considera que el TTIP, el tratado de libre comercio entre Europa y Estados Unidos, "será positivo para todas aquellas empresas que hacen bien su trabajo, que se esfuerzan, y que creen en un mercado que representará el 50% del comercio mundial", con la idea central de que en Estados Unidos hay "mucho dinero circulante, a diferencia de Europa, y podrían llegar muchas inversiones norteamericanas".


Un telegrama a Puigdemont

Respecto al conjunto de España, Malet reclama que se forme un gobierno que genere estabilidad. Por ello, diferencia entre la necesidad urgente de tener un nuevo Ejecutivo y de que éste sea o no estable. "Lo importante es que se fije muy claramente qué se desea hacer y cómo por parte del Gobierno que se pueda constituir", con el objetivo de mantener las reformas.

Malet asegura que le enviará "un telegrama" a Carles Puigdemont, el nuevo presidente de la Generalitat, siguiendo la tónica de las últimas horas, en las que tanto Pedro Sánchez, como Pablo Iglesias, los líderes del PSOE y de Podemos, han contactado con el mandatario catalán, después de que éste lamentara que nadie le había llamado desde que fue investido el pasado domingo.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad