Las primeras marcas esperan recuperar en 2013 el terreno perdido ante las blancas

stop

Esperan que la situación cambie con la aplicación de la Ley de Mejora de la Cadena Alimentaria

Una compradora de alimentos en un supermercado.

08 de diciembre de 2012 (21:01 CET)

Las marcas blancas de alimentación ganan terreno en tiempo de crisis, algo que no pasa desapercibido a los productores de primeras marcas, que esperan recuperar el terreno perdido este nuevo año. Creen que la nueva Ley de Mejora de la Cadena Alimentaria que prepara el Ministerio de Agricultura y que aún está en fase de anteproyecto será la clave.

El presidente de Promarca, Ignacio Larragoechea, explica a Economía Digital que el 2012 ha sido un año “duro” para las marcas propias, en el que ha habido un “avance” de los productos de las cadenas de distribución, que han ganado un punto de cuota de mercado.

Caída en innovación

Según Larragoechea esta situación sobre todo perjudica las inversiones en investigación. “Las grandes marcas también están sufriendo esta situación y aunque hay muchas que mantienen su niveles altos de investigación contínua, como Gillete, el imperativo de precio ha hecho que las innovaciones hayan caído en los últimos años”, explica. El nuevo marco legal que prepara Agricultura establece que las grandes cadenas deberán formalizar por escrito los contratos con sus proveedores especificando sus “relaciones comerciales” y “no se podrá exigir a otro operador información sobre sus productos más allá de la que resulte justificada en el contexto de su relación comercial”.

Larragoechea indica que otro punto importante que desarrolla la futura normativa y que ayudará especialmente a las marcas de fabricante es aquel que tiene que ver con la “discriminación de márgenes”. Hasta el momento, las grandes cadenas fijan los precios de los productos que venden, aplicando unos márgenes que, según los fabricantes, son “discriminatorios”. Desde Promarca defienden que, si no existiese esa supuesta discriminación de márgenes, los productos de fabricante serían un 25% más baratos. 

El Anteproyecto del departamento que dirige Miguel Arias Cañete se encuentra ahora en fase de alegaciones. Los productores han puesto en él todas sus esperanzas para poder remontar el vuelo este 2013.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad