Una tienda Lidl. Foto: Lewis Clarke/CC0 by 2.0

Lidl lanza yogures de verduras para reforzar su marca Milbona

stop

La cadena de supermercados alemana presenta nuevos yogures para reforzar su marca blanca

Madrid, 07 de febrero de 2019 (13:00 CET)

La cadena de supermercados Lidl ha anunciado el lanzamiento de tres nuevas variedades de yogures de verduras que se han presentado este jueves. La cadena alemana quiere reforzar la marca blanca de productos Milbona, la competencia directa de Hacendado, de Mercadona.

Lidl es, junto con Mercadona, el supermercado que lidera el crecimiento del consumo en España. Y su marca blanca, percibida como de gran calidad y con precios económicos, le ha permitido crecer en participación de mercado en los últimos meses.

Lidl promete el lanzamiento de nuevos productos en el marco de los nuevos hábitos alimenticios de los españoles que están reduciendo el consumo de carnes rojas y que buscan sustitutos en otros productos.

Milbona cuenta con una amplia variedad de yogures entre los que se encuentran los clásicos, los bio, griegos, bífidus y ecológicos, entre otros. También cuentan con postres variados con almendras, avena, coco y tofu al cacao.

La compañía ha invitado a la presentación a Fernando del Cerro, chef impulsor de la “revolución gastronómica verde” en el premiado restaurante Casa José de Aranjuez.

Campaña para promover el yogur

La industria del yogur se encuentra inmersa en una nueva campaña de márketing para promover el consumo de yogur con frutas y verduras. Los fabricantes de yogur han creado una nueva patronal para incentivar la venta de este producto.

Los 13 mayores fabricantes de yogur de España han presentado hace pocas semanas la primera campaña de la Asociación Española de Fabricantes de Yogur y Postres Lácteos (AEFY), “El yogur alimenta tu salud”, para promover los valores nutricionales y los beneficios del yogur como alimento importante para una dieta equilibrada.

España consume 22 millones de yogures al día. Parece una cifra sólida, pero el sector ha lanzado algunas señales de alarma. El consumo de yogur comenzó a caer en el año 2007 con el auge de algunas tendencias restrictivas alimenticias que argumentan que los productos lácteos deben ser sustituidos por otro tipo de alimentos. La tendencia, hasta ahora, es a la baja, pero la industria intenta dar un vuelco a la disminución del consumo. 

Los fabricantes de yogur intentan desmentir, con campañas de márketing y comunicación, algunos falsos mitos del yogur. Uno de ellos, que tienen demasiado azúcar.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad