Elena de Borbón, en un acto de la Fundación Mapfre en Castilla-La Mancha

Mapfre mantiene a la infanta Elena con 200.000 euros al año

stop

Ejerce de directora de proyectos sociales en la fundación, aunque su trabajo se ha limitado a varios actos públicos; la hermana del rey está tachada de la Casa Real y ha ajustado su economía doméstica tras perder la asignación

Madrid, 11 de mayo de 2015 (21:21 CET)

La infanta Elena percibe 200.000 euros al año de la Fundación Mapfre como directora de proyectos sociales. Sin embargo, el trabajo palpable de la hermana del rey se concentra en la representación institucional, según distintas fuentes. En lo que llevamos de año, ha presidido dos actos. El último se organizó la semana pasada en Lorca (Murcia), donde presentó un informe relativo al seguro de daños en edificios históricos.

Cabe recordar que la localidad mediterránea sufrió un terremoto en 2011 que generó cuantiosos desperfectos y víctimas mortales. Próximamente, Elena de Borbón cortará la cinta inaugural de la nueva sede en Barcelona de la institución que la mantiene en nómina. Ocupará el lugar de la Fundación Godia en la casa modernista Garriga Nogués –en pleno centro de la Ciudad Condal—, posición que la aseguradora de Antonio Huertas ha logrado en condiciones ventajosas.

Por lo demás, y a pesar de ocupar el cargo de directora de proyectos, no se conoce ninguna iniciativa propia de la infanta. Mapfre, haciendo gala de su tradicional hermetismo, no ha respondido a las preguntas de este diario sobre la actividad de Elena de Borbón. Sin embargo, la documentación que la Fundación Mapfre distribuye a los medios delata la desconexión de la hermana del rey con el día a día de la institución.

Al margen de la Casa Real

El verano pasado se desplazó una semana a Ecuador a "conocer" varios proyectos de cooperación y de emprendimiento que llevan adelante las madres de las comunidades de Mascarilla. También inauguró un centro social, impulsado por la Comunidad de Madrid y la aseguradora, y varias exposiciones culturales. No participó en el desarrollo técnico de ninguno. Estos viajes permiten a la infanta mantener el contacto con el público, puesto que está excluida de la agenda oficial de la Casa del Rey.

Además de permanecer al margen de la familia real, Elena de Borbón ha dejado de percibir la asignación anual a la que estaba acostumbrada. El montante era de 25.000 euros, ingresos con los que daba curso a sus pasiones (sobre todo la hípica). La situación económica saneada de su ex marido, Jaime de Marichalar, permite pagar los colegios de sus hijos. Victoria Federica acude a una institución londinense cuya matrícula cuesta 35.000 euros al año.

'Infantas a 200.000 euros'

Las infantas perciben una retribución muy similar de las fundaciones para las que trabajan. Cristina de Borbón cobra algo más de 200.000 euros por ocupar un cargo similar en La Caixa. Es directora del área social, función que ahora desempeña desde Ginebra. Se trasladó a Suiza para escapar de la presión mediática generada por el caso Noós. Su economía doméstica está más prensada que la de Elena. La escolarización de sus hijos equivale a la nómina anual que percibe del banco catalán.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad