Mémora traslada la sede del grupo a Barcelona

stop

Tras convertirse en accionista principal de la compañía que gestiona los servicios funerarios de la capital catalana, deja Madrid. Catalunya supone el 30% de la facturación del grupo

Eduardo Vidal, vicepresidente de Mémora

14 de octubre de 2011 (13:38 CET)

Desde el pasado abril Mémora es el accionista mayoritario de Serveis Funeraris de Barcelona (SFB), controla el 85% del capital social del grupo. La posición estratégica que ocupa Catalunya en la compañía, supone el 30% de la facturación, ha propiciado el traslado de la sede social del grupo desde Alcobendas (Madrid) a la ciudad condal. Ocupará un edificio en la calle Joaquim Molins, en el barrio de Les Corts.

Según han explicado en un comunicado, el cambio de ciudad irá acompañado de un plan de expansión de Mémora por Barcelona y su área metropolitana, principalmente. En los próximos cinco años tiene previsto inaugurar cuatro tanatorios, uno en el barrio de Sant Andreu y otros tres en otras ciudades cercanas a la capital catalana.

Sus intereses también van más allá de la primera corona. Tienen previsto abrir un tanatorio en Premià de Mar y disponen de 30 millones de euros para “adquirir varias empresas funerarias”. Su objetivo es dar servicio a 30.000 habitantes.

Crecimiento fuera de España

El grupo funerario seguirá invirtiendo en el resto de España. El plan estratégico 2009-2013 señala la comunidad de Madrid como uno de los objetivos importantes para destinar los 110 millones de euros de inversión total.

Asimismo, desde Mémora afirman que “valoran la opción” de entrar en alguno de los mercados del sur de Europa “más cercanos”.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad