Gerard Piqué | EFE

Piqué olvida los fracasos empresariales con sus gafas de sol

stop

El central azulgrana saca Kypers de pérdidas por primera vez desde su creación y meses después de cerrar su empresa de videojuegos

Barcelona, 13 de noviembre de 2018 (04:55 CET)

Los negocios de Gerard Piqué comienzan a darle buenas noticias. Consciente de que la vida en la élite del fútbol es corta, empezó desde hace años a desarrollar su faceta como empresario. A las habituales pérdidas que acompañan a los proyectos tras su nacimiento, junto al cierre de alguno de ellos, llegan ahora los primeros beneficios para el defensa azulgrana.

La firma de gafas Kypers, una de las últimas aventuras empresariales que desveló el futbolista, cerró 2017 por primera vez desde su creación con beneficios (60.000 euros aproximadamente), tras multiplicar su facturación por cuatro, hasta llegar a los 2 millones de euros.

El proyecto, que nació en 2014 de la mano de Jordi Cabañas y Emilio Palay, ganó músculo financiero con la llegada de futbolista. Fue este factor, junto al tirón comercial  — Piqué y la cantante Shakira, su mujer, empezaron a dar visibilidad — , lo que llevó a los directivos a impulsar la expansión internacional. Abrió filiales en Paraguay y Brasil, con el objetivo de reforzar el área de Latinoamérica, así como en Miami, país clave para para abastecer el mercado norteamericano.    

Kypers también está presente en Europa. Además de España, donde cuenta con más de 500 puntos de venta, tiene actividad en Portugal, Bélgica, Alemania, Francia y Holanda. En el resto de países, como los asiáticos, va de la mano de distribuidores, aunque siempre intentan reducir su dependencia. Allí Kypers está presente en Japón, Indonesia, Malasia, Taiwan y Singapur.

La firma no vende únicamente gafas de sol, sino también graduadas. La gama de precios no es muy superior al low cost —  se venden a un precio medio de 65 euros —  y los canales de venta son tanto el on line como el físico, al contar con presencia en ópticas y tiendas especializadas. 

Los problemas de Piqué S.A.

Más allá de las pérdidas registradas durante los tres primeros años de Kypers, el azulgrana ha tenido problemas para rentabilizar sus negocios. Famoso fue el cierre anunciado en julio de su empresa de videojuegos, Kerad Games (fundada en 2012), que obligó al futbolista a reubicar a sus trabajadores en otras empresas del grupo. En el último año disponible en el Registro Mercantil (2015) se revela que las pérdidas alcanzaron los 671.390 euros , la mitad de su patrimonio neto (1.468.884 euros) , mientras que en los ejercicios acumulados sumaban hasta dos millones de euros.

Menores fueron las pérdidas en empresas que parecen no tener ya apenas actividad, como Kerad Global Events, cuyos últimos resultados (2016) revelan unos números rojos de 7.000 euros. Esta mercantil, una de las muchas gestionadas por su padre Joan, abogado, se dedica a la oganización de ferias, eventos, torneos, competiciones deportivas, entre otros.

Equipo de Kerad Games, empresa de videojuegos que Piqué cerró. Instagram

Equipo de Kerad Games, empresa de videojuegos que Piqué cerró. Instagram

Parece que sí rentabiliza los proyectos construidos al calor del ladrillo. El primero de ellos es Kerad Holding, que salió de rojos en 2016 tras ganar 145.000 euros; el otro, Kerad Project, dedicado al alquiler de bienes inmobiliarios por cuenta propia, logró beneficios cercanos a los 19.000 euros el mismo ejercicio.

Pero la mejor apuesta es sin duda su sicav Kerad 3 Invest, aunque de un tiempo a esta parte ha perdido brillo. La sociedad de inversión colectiva perdió rentabilidad en el tercer trimestre del año. Según la documentación que remitió a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) respecto a los nueve primeros meses de 2018, la sicav recortó su rentabilidad en el -1,96%, frente al 4,2% con el que cerró en 2017. 

La compañía, participada en el más del 90% por el jugador –el resto de participaciones se reparte entre más de 100 socios— y gestionada por el banco suizo UBS, acumula más de 13 millones de patrimonio. Apoya la mayoría de su inversión en el fondo americano Blackrock, aunque también diversifica en empresas como ADIF, Mediaset o Bombardier.

Cuentas antiguas

Otros negocios son incógnitas. Un ejemplo es Bas Alimentaria S.L, empresa dedicada a producir hamburguesas, de la que posee cerca del 22% y que fue creada en febrero de 2013 junto con Noel Alimentaria y la cárnica La Vall d’en Bas. Si bien es cierto que la sociedad cerró en 2016 con apenas 23.000 euros de beneficios, a principios de año Vanitatis adelantó que el local estrella ligado a la empresa, el restaurante Yours del Eixample (Barcelona), cerró. 

El proyecto Bas dio pie al lanzamiento de uno nuevo: 426 miles, de la que participan también su excompañero Carles Puyol, Salvador Vergés, Jordi Dilmé y la familia Boix Bosch, propietarios de Noel Alimentaria y con quienes nació Bas. Estos últimos están representados por Albert y Xavier, de la cuarta generación de la saga familiar. La firma, cuya participación es del 80% entre los Boix Bosch y Piqué (40% cada uno) mientras el resto tiene una minoritaria (Puyol un 10%, Vergés un 5% y Dilmé otro 5%), solo ofrece cifras económicas de 2015.

Presentación de 426 Miles. Foto: Instagram @3gerardpique

Presentación de 426 Miles. Instagram

La última de las empresas con cuentas no actualizadas es Kerad Esports, dedicada a los deportes electrónicos (e-Sports). El hombre al frente no es el defensa azulgrana, sino su hermano Marc, que a lo largo de los años ha ido ganando peso dentro de los consejos de las diferentes sociedades. Para esta aventura, además, el catalán puso como consejero delegado a Albert Guerrero y fichó también a Javier Alonso, director de carrera de MotoGP y director ejecutivo del Mundial de Superbike hasta finalizar la temporada 2016. 

Los últimos negocios de Piqué

El último proyecto mezcla lo empresarial y deportivo. Piqué revolucionará la Copa Davis con su nueva empresa Kosmos Holding (anteriormente conocida como Starcat Media Rights). De momento, se conoce lo fundamental: invertirá un total de 3.000 millones de dólares a lo largo de 25 años, la competición se disputará en la Caja Mágica, en Madrid, y lo hará durante el 18 y 24 de noviembre.

La empresa fue constituida en marzo de este año junto a directivos ligados a Rakuten, tal y como desveló este medio. La participación del gigante japonés en el proyecto se confirmó un mes después, con la entrada en el proyecto de su consejero delegado, Hiroshi Mikitani.

De derecha a izquierda: Michael Evans, Edmund Yuen, Peter Guber y Nullah Sarker en una de sus visitas a Barcelona. ED

De izquierda a derecha: Michael Evans, Edmund Yuen, Peter Guber y Nullah Sarker en una de sus visitas a Barcelona. Instagram

Kosmos Holding es socio único de Kosmos Global Studios, creada cinco meses después, en agosto. Se trata de la productora que grabó el documental La Decisión, en el que Antoine Griezmann anunció que seguiría siendo jugador del Atlético de Madrid y no ficharía por el FC Barcelona.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad