¿Qué ha pasado en el sector del M&A en España en la última década?

stop

Tras años de claroscuros, los inversores internacionales colocan al mercado español entre sus prioridades para las fusiones y compras corporativas

Las exigencias en los puestos directivos han variado en los últimos años

Barcelona, 16 de enero de 2017 (06:00 CET)

Los últimos diez años han llevado a la economía española a los extremos en un viaje incierto que recupera ahora la velocidad de crucero. El sector de las fusiones y adquisiciones (M&A, Mergers and Acquisitions, por sus siglas en inglés) ha sido testigo y protagonista de estos vaivenes y ha demostrado una enorme flexibilidad, creatividad y capacidad de adaptación a las diferentes oportunidades y desafíos del mercado.

Este viaje es el que narra el libro Más de una década marcando el rumbo de M&A en España, editado por KPMG, que aúna el análisis de los principales expertos en fusiones y adquisiciones de la firma con la visión de primeros ejecutivos de grandes empresas e inversores.

De acuerdo con el análisis que realiza Ignacio Faus, consejero delegado y socio responsable de Deal Advisory de KPMG en España, "la industria de M&A en España ha vivido en la última década las dos caras de la moneda". Tal y como recuerda, la recesión de la economía española impuso siete años de desafíos, "en los que, pese a todo, ni mucho menos el mercado se detuvo". No obstante, el sector fue encontrando su espacio en actividades alternativas como las reestructuraciones o los procesos de desinversión del sector financiero.

"Paso a paso, los años han ido transcurriendo y el recelo de los inversores ha mutado en una apuesta nítida por el mercado español", añade Ignacio Faus y subraya que "actualmente gran parte de los inversores industriales o financieros tiene en su lista de prioridades realizar inversiones en España".

Un futuro prometedor

Los años de crisis han dado lugar a un nuevo mercado de M&A que se presenta más sofisticado y más maduro. No obstante, la transformación también define el presente y el futuro de las operaciones corporativas que se verá marcado por la volatilidad y la incertidumbre global. "Nos enfrentamos a un mundo que girará mucho más rápido de lo que ha venido haciendo y que por tanto requerirá estar bastante más preparado para aprovechar esas oportunidades, tanto de compra como de venta", expone Ignacio Faus en el primero de los siete capítulos del libro.

Los datos demuestran que la recuperación se consolida. La industria de M&A firmó en 2015 uno de los mejores años de su historia. Y a pesar de la volatilidad que ha reinado en 2016 y que se va a mantener a lo largo de 2017, el sector de M&A está ahora mucho mejor preparado y experimentado para seguir creciendo y buscando oportunidades.

En el caso del mercado español, la tendencia está clara. En la actualidad no hay ningún país del mundo que esté analizando operaciones que no mire a España, defiende el libro. "Resulta lógico" afirma Jorge Riopérez, socio responsable de Corporate Finance de KPMG en España. "Tiene liquidez abundante, tasas sólidas de crecimiento y un consumo que, después de varios años de ralentización, por fin repunta".

Diversificación del negocio

A su vez, las empresas españolas también han ampliado su horizonte y buscan oportunidades en el exterior. Jorge Riopérez alude al cambio de patrón que han vivido las empresas españolas durante la última década que han encontrado en la expansión internacional "la forma de diversificar riesgos e ingresos".

En toda crisis hay ganadores, empresas que aprenden, salen reforzadas y se sienten victoriosas. La recuperación del apetito inversor, la búsqueda de nuevas oportunidades en otros mercados y la confianza en el mercado local serán claves, según subrayan los expertos de KPMG, en el futuro de M&A en España.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad