Nace Foodinterest, la red social para cocinitas

stop

La plataforma, en fase de lanzamiento, ya cuenta con más de 3.000 usuarios que interactúan entre ellos

Portal on line de Foodinterest

23 de abril de 2014 (18:22 CET)

Hay redes sociales para mantener el contacto con amigos, para ligar y, ahora también, para lucirse en los fogones. La plataforma Foodinterest ha nacido con vocación de ser el punto de referencia para expertos y aprendices de la buena cocina. Todavía está en fase de promoción tanto a nivel de España como de América Latina, pero la comunidad ya cuenta con más de 3.000 usuarios.

La idea surgió en 2012, en un pequeño local de apenas ocho metros cuadrado situado en el barrio madrileño de Salamanca. Allí, los jóvenes emprendedores Jaime Beltrán y José Antonio Salvador cocinaron una compañía que ahora emplea a 14 personas repartidas entre Madrid --centro de gestión-- y Barcelona, donde han instalado la sede.

Interacción entre los foodies

Foodinterest quería ser una plataforma de consulta culinaria en la que encontrar recetas y sugerencias. Explicaciones didácticas que se adaptan al número de comensales. Pero lo que, a priori, era una cocina on line ha derivado en una red social en las que los usuarios participan e interactúan.

Los foddies pueden colgar vídeos mientras preparan sus platos, publicar reseñas gastronómicas del último restaurante al que han ido o compartir con el resto de miembros fotografías de sus últimas obras en los fogones. Además, la plataforma abre las puertas a otras páginas de gastronomía y alimentación, a las que los usuarios se pueden suscribir.

Los espacio de los restaurantes

Y como no podía ser de otra forma, los restaurantes también tienen su espacio reservado en la nueva plataforma. Los establecimientos podrán publicar ofertas, con precios más competitivos, para llenar sus mesas en los días de menor movimiento en la cocina.

Una red social que pretende dejar un buen sabor de boca.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad