Batacazo del Ibex el día que Tsipras cierra los bancos

stop

CRISIS GRIEGA

en Madrid, 29 de junio de 2015 (17:44 CET)

Confirmado: la bolsa española ha sufrido este lunes la peor sesión en tres años. El principal índice, el Ibex 35, ha retrocedido el -4,56%. La referencia de apertura para mañana son los 10.853 puntos. El sector financiero es el más castigado. Las caídas más contundentes las anotan Banco Santander (-7,18%) y el Popular (-6,7%). No son ninguna excepción, todas las entidades de la periferia de la zona del euro han recibido bofetadas de esta magnitud por parte de los inversores.

"Hay preocupación real sobre la extensión de un contagio", señala Chris Parkinson, responsable de investigación de Chistopher Street Capital. La infección que temen en Londres ha tenido este lunes síntomas claros. La prima de riesgo española subía al inicio de las operaciones más de un 40%. Durante el día se ha relajado, pero las alertas en el Gobierno están conectadas ante la próxima subasta del Tesoro. Se celebrará el jueves. Si no hay cambios políticos dramáticos, Grecia ya estará técnicamente quebrada.

Pasos del BCE

Por esta razón, Parkinson espera que el Banco Central Europeo (BCE) mueva ficha. "Imagino que dará un paso muy pronto con palabras de calma, que podrían ayudar". El mismo analista reconoce que el apunte debe ser psicológico. Por ejemplo, respecto a los bancos que han sufrido el castigo de los inversores, asegura que su perfil de riesgo "no ha cambiado fundamentalmente por el momento".

El escenario con el que Europa ha cerrado la sesión es tan dramático como el español. De media, las plazas continentales se han dejado el -3%. Lisboa es la más perjudicada (-5,2%). El pánico se ha trasladado a los mercados de divisas. La venta de euros ha sido apabullante, declaran en los bancos especializados. Durante el día, la moneda única ha logrado recuperar terreno frente al dólar, pero, aún así, el cierre se ha fijado en 1,12. El nivel del viernes fue de 1,16; el mínimo de este lunes ha sido 1,1.

El euro mira al mínimo histórico

Los analistas aprecian el retorno al escenario de debilidad que se registró en mayo, con los históricos 1,08 dólares en el frontispicio de los mercados. Como en todo río revuelto, hay ganadores. Alemania ha abaratado su coste de financiación. El rendimiento del bono a diez años se deprime hasta el 0,7%. Además, el oro --otro refugio ancestral durante las etapas de crisis-- se ha apreciado. En un día ha ganado el 0,46% y la onza se paga 1,17 dólares.

Este es el lodazal financiero que ha dejado el primer día en el que los bancos griegos han cerrado por orden del primer ministro del país, Alexis Tsipras. El corralito se levantará poco a poco. El jueves, sólo los pensionistas sin tarjeta de crédito podrán pasar por ventanilla para retirar la paga. En España, optimismo a pesar de todo. El ministro de Economía, Luis de Guindos, cree que queda margen para sentarse de nuevo con la delegación helena y evitar el "grexit".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad