Caja Madrid, Bancaja y Laietana también serán un banco

stop

Rodrigo Rato anuncia que en febrero iniciarán los trámites para cotizar a bolsa antes de que acabe 2011

Rodrigo Rato

31 de enero de 2011 (12:53 CET)

La reestructuración de las cajas de ahorro impulsada por la vicepresidenta Elena Salgado también lleva a la unión de entidades encabezadas por Caja Madrid y Bancaja, donde se incluye Caixa Laietana, a anunciar que inician la transformación en banco. Pero los cambios no terminan aquí. El presidente de la entidad, Rodrigo Rato, ha explicado también que en febrero iniciarán los trámites para empezar a operar en bolsa antes de que termine 2011. Un paso que ya cuenta con el interés de varios inversores institucionales para sumarse en el proyecto, según las declaraciones del presidente.

Sanear 9.000 millones


Antes de ir a los parquets, Rato deberá buscar una dotación de más de 9.000 millones de euros en su balance para cubrir toda la pérdida esperada en los dos próximos años. Así iniciará el año “totalmente saneado”. En este sentido, el presidente se ha mostrado convencido del respaldo que tendrá el proyecto: “El grupo es sólido y el mercado sabrá apreciar la capacidad de generar recursos”.

Además, ha recordado que la entidad tiene una cuota de mercado superior al 10% y que se sitúa entre las tres mayores del país por volumen de negocio de banca comercial y de empresas. Los activos totales alcanzan los 328.000 millones y tiene un volumen de negocio de 485.000 millones de euros. En este sentido, ha defendido que el banco cumplirá con las nuevas exigencias de solvencia (8% para los bancos y entre 9% y 10% para entidades no cotizadas).

El capital básico de esta unión de cajas (core capital) actualmente se sitúa en el 7,04%; el Tier 1, en el 8,91%, y la solvencia total en el 11,85%. Con todo, Rato ha asegurado que con las decisiones anunciadas el grupo financiero en que participa la caja del Maresme (Laietana) “va a salir reforzado”.

Por otra parte, la entidad bancaria propiciada por Caja Madrid, Bancaja, y las cajas Insular de Canarias, Laietana, Ávila, Segovia y Rioja habría conseguido 440 millones de beneficio proforma en 2010. A su vez, los fondos destinados a saneamientos sirven para anticipar posibles pérdidas futuras y encarar una morosidad superior al 6% al cierre de 2010.

El banco nace con una exposición al sector inmobiliario de 41.280 millones. También tiene una tasa de morosidad en este ámbito del 18% y un saldo de 7.402.000 inmuebles adjudicados, con una cobertura del 77%.

Beneficios de Caja Madrid

Por otra parte, Caja Madrid también ha puesto sobre la mesa los beneficios netos atribuidos obtenidos en 2010: 256 millones. Una cifra que supone un descenso del 3,7% respecto al ejercicio anterior y que se da tras realizar dotaciones por 1.282 millones de euros. Un hecho que le permite iniciar 2011 con un balance "limpio", según ha informado la entidad.

La caja contiene al mismo nivel de 2009 la morosidad, cerrando el ejercicio con una ratio del 5,44% (5,43% el año pasado). Se ha llegado a este nivel después de reducir en 500 millones el saldo de dudosos, una caída del 6,4%. La entidad, además, ha multiplicado por tres la venta de sus inmuebles adjudicados, con 3.031 unidades vendidas por 390 millones de euros.

El core capital de la caja se sitúa en el 7,10%, por encima del dato de hace un año (6,8%), el Tier 1 en el 9,1% y el ratio de solvencia en el 11,03 %. La entidad ha emitido 9.400 millones de euros al año.

El margen de intereses se ha situado en 1.794 millones de euros, el margen bruto en 3.129 millones y el resultado de la actividad de explotación antes de dotaciones se situó en 1.338.000. Los activos totales del grupo ascienden a 189.000 millones, un 1,5% menos, y el volumen de negocio en 270.000 millones, un 2,3% menos que el año anterior.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad