Como si nada

stop

Sin título

23 de abril de 2009 (10:34 CET)

Apple ni se entera de la crisis. El grupo tecnológico ha batido este miércoles los pronósticos de Wall Street al anunciar una subida del beneficio neto del 15%, durante los tres primeros meses del año, con lo que se alcanzaron unas ganancias de 1.210 millones de dólares (930 millones de euros). El éxito mundial del iPhone ha sido sin duda determinante en la consecución de estos resultados.

La facturación mejoró un 9% pese a la recesión y alcanzó los 8.163 millones (6.276 millones de euros), gracias principalmente al incremento de las ventas en Europa y Japón, y a la distribución internacional del iPhone. Las ventas de teléfonos ascendieron a 1.520 millones (1.168 millones de euros), un 22% más que en el trimestre anterior.

La propia compañía ha celebrado estas cifras dado que suponen los mejores resultados de facturación y beneficios de toda su historia para un trimestre no correspondiente con Navidad.

La compañía de Jobs, no obstante, no ha podido esquivar la tendencia negativa del mercado de ordenadores portátiles y de mesa. El Mac ha acusado el impacto con una caída del 16% interanual, el primer retroceso en seis años. Frente a la estrategia de sus competidores, Apple sigue orientando sus productos a un consumidor más preocupado por el diseño que por el precio.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad