La banca negocia con el BCE la inyección de 250.000 millones. El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi. EFE/Julien Warnand
stop

La banca europea negocia con el BCE una nueva ronda de financiación por 250.000 millones de euros en 2019

Economía Digital

La banca negocia con el BCE la inyección de 250.000 millones. El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi. EFE/Julien Warnand

Madrid, 16 de noviembre de 2018 (16:26 CET)

La banca europea negocia con el Banco Central Europeo (BCE) una nueva inyección de liquidez en 2019. Así, se llevaría a cabo una nueva ronda de financiación del BCE por casi 250.000 millones de euros

Pese a que los estímulos monetarios del organismo van a llegar a su fin, el sector ya da por hecho que contará con una nueva ronda de financiación en términos muy favorables, según adelanta Expansión. Además, asegura que los bancos alemanes y franceses "han sido los más insistentes en las negociaciones" para que se concrete la financiación.

La nueva adjudicación de liquidez se llevaría a cabo a través de préstamos a largo plazo (LTRO) con un vencimiento entre uno y tres años. Estos estarían ligados al tipo de interés general del BCE. Ahora mismo está en el 0%, pero se espera que suba por primera vez en ocho años a finales del próximo ejercicio.

Esto quiere decir que las entidades que tarden más en devolver el dinero asumirían un coste superior.

Medida ya utilizada

El BCE cuenta con distintas maneras de inyectar liquidez en el mercado monetario. Por ejemplo, realiza préstamos cada semana, pero que deben devolverse a la semana siguiente. A raíz de la crisis financiera, el BCE decretó lo que se conoce como barra libre de liquidez semanal por la que adjudica al sistema todo el dinero que le pidan.

Además, el organismo también utiliza de forma recurrente las LTRO, préstamos a tres meses bajo las mismas condiciones que los préstamos semanales.

El Banco Central Europeo ya utilizó el modelo LTRO -el que se supone que utilizaría para la nueva inyección- como medida de estímulo del mercado monetario en plena crisis de deuda. Así, en 2012 concedió a la banca dos inyecciones extraordinarias con vencimiento a tres años.

Por último, en dos programas distintos en 2014 y 2016, puso en marcha las TLTRO. Se trata de préstamos a cuatro años condicionados a la concesión de crédito de los bancos.

Fin de los estímulos

El BCE anunció en junio el fin de los estímulos económicos en los mercados. Así, las compras de deuda finalizarán en diciembre, tras una prolongación de tres meses. A partir de septiembre se reducen desde los 30.000 millones de euros al mes a los 15.000 millones, hasta finalizar el año.

En cuanto a los tipos de interés, situados en el 0% desde marzo de 2016, el BCE anunció que se mantendrán en esa cifra hasta al menos el verano de 2019, aunque ahora se maneja final de ese año.

De hecho, el límite es hasta que el organismo considere necesario para alcanzar los objetivos de inflación y estabilidad de precios.

Hemeroteca

La Banca BCE
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad