El Cercle d'Economia insta a un gran pacto para el relanzamiento

stop

Aboga por el copago de servicios e infraestructuras

Sin título

22 de octubre de 2009 (17:23 CET)

El Cercle d'Economia insta a un pacto social que permita salir de la crisis encarando además los principales problemas de la economía en España. El acuerdo, es el eje central de una opinión de actualidad de dicho grupo empresarial titulada Horitzó 2012 hecha pública por su presidente, Salvador Alemany en una rueda de prensa.

El lobby empresarial hace en el documento un llamamiento a efectuar un esfuerzo colectivo que permita superar el estancamiento actual. En una poco disimulada alusión, el Cercle asegura que cuando a la sociedad española se le plantean objetivos claros y bien definidos ésta tiene capacidad para superar los retos.

Afrontar el problema de la desocupación y diseñar una estratégia creíble de salida de la crisis que permita también reconducir los desequilibrios macro económicos que se han originado en términos de déficit y deuda, son otras de las posiciones del documento.

Para reconducir los desequilibrios el Cercle plantea avanzar hacia un nuevo modelo de crecimiento. Lo hace después de constatar que el anterior adoleció de “disfunciones y carencias”, aunque también reconoce que el crecimiento basado en el sector del ladrillo y en un incremento de la población activa supuso en los últimos 15 años “un gran salto adelante”.

Para mejorar la situación laboral, uno de los puntos claves de la propuesta del Cercle, “es indispensable una clara generación de empleo estable, ,superando la rigidez de la contratación indefinida y reduciendo la contratación temporal.

También se aboga por estimular que los convenios prioricen los ámbitos de la empresa y el sector de actividad a partir de una mayor libertad de las partes.

Por lo que se refiere a la fiscalidad, la agrupación empresarial no se muestra contraria en este momento a un aumento de la presión fiscal en determinados ámbitos. Pero al mismo tiempo exige que medidas como la antes citada vayan acompañadas de un guión claro sobre el modelo de economía y sociedad que se quieren crear.

El documento, con un lenguaje mesurado, aboga también por abrir un debate sobre la sostenibilidad del actual modelo de bienestar, si bien puntualiza que su posición es favorable a su mantenimiento. Quizás por ello defiende políticas de precios, tasas y copagos a cargo de los usuarios, “asegurando antes que la medida no perjudica a los sectores más necesitados”.

La entidad presidida por Alemany se muestra también favorable a la aplicación en España de políticas que se impulsan ya desde la Unión Europea respecto a la implantación del pago por el uso de la red diaria de alta capacidad.

Finalmente, el documento del Cercle hace un llamamiento a la clase política en favor de su implicación en la tarea de dar prestigio a la política y a las instituciones que emanan de ella. Por tanto, pide una nueva ley de financiación de partidos, una ley electoral nueva que ayude a que los ciudadanos se identifiquen con sus representantes y también una reforma de la función pública que impida que los partidos en el gobierno instrumentalicen las instituciones públicas.

Respecto al a actual crisis se pide un acuerdo que permita afrontar la situación y que ayude a una salida en mejores condiciones. La consecuencia de lo anterior es la petición de un pacto entre los principales partidos, pero si esto no fuese posible el Cercle pide que el gobierno actual asuma sus responsabilidades y evite un deterioro mayor de la situación económica y del empleo.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad