El dinero huye de los depósitos bancarios

stop

GUERRA POR EL PASIVO

07 de diciembre de 2011 (14:05 CET)

 La guerra por el pasivo en la que están inmersas muchas entidades financieras (algunas de ellas que han tenido que ser rescatadas como es el caso de la CAM) no está logrando captar más ahorros por parte de los ciudadanos. Al contrario, la desconfianza o la carencia de ahorros está haciendo que los depósitos bancarios nuevos se han reducido en 10.000 millones en octubre, según el Banco de España. 

La entidad reguladora ha publicado este miércoles que las entidades de depósito han captado 26.213 millones de euros en nuevos depósitos durante octubre, esto es, 10.064 millones menos que en el mismo mes de 2010, cuando esta forma de ahorro de las familias suponía 36.277 millones.

Los bancos acentuaron su apuesta por captar pasivo a través de los depósitos a principios de este año ante las dificultades para colocar deuda en los mercados financieros. 

Captar pagarés

Ahora, los bancos están redirigiendo sus estrategias en la lucha por captar pagarés. De hecho, las entidades han recortado en algo más de 6.500 millones la captación de depósitos de las familias en los diez primeros meses del año. Sólo de septiembre a octubre, se han captado 2.379 millones menos en depósitos de familias.

Y eso que el tipo de interés que las entidades ofrecen por este tipo de productos se situó en octubre en una media del 2,72%, sólo una centésima menos respecto al mismo periodo del ejercicio precedente. Eso sí, las rentabilidades promedias empiezan a desandar los máximos alcanzados durante este verano, del 2,91% en junio.

Si se tienen en cuenta los depósitos de las sociedades no financieras, la captación de depósitos se contrajo un 17% en tasa interanual, la misma caída que la registrada en lo que va de año. Sólo en tasa intermensual la banca captó un 6,2% menos de depósitos.

Así pues, el saldo total de depósitos alcanzó en octubre 348.357 millones, una de las cifras más bajas de los últimos dos años, y unos 12.000 millones menos que el saldo vivo que se contabilizaba en octubre de 2010.

Esta disminución en el saldo vivo de depósitos se vio lastrada por el descenso en los depósitos a la vista --en cuentas corrientes y de ahorro sin plazo-, con casi 3.000 millones menos de septiembre a octubre.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad