El Hotel Princesa Sofía pacta un ERE de seis meses

stop

229 trabajadores irán temporalmente a su casa

Sin título

06 de junio de 2009 (12:10 CET)

La crisis no perdona ni a los hoteles de gran categoría: el Princesa Sofía de Barcelona, perteneciente a la cadena Expo Hoteles & Resorts, ha presentado un expediente de regulación de empleo (ERE) temporal que afecta a 229 de sus 234 trabajadores, según el Departament de Treball.

Los empleados irán al paro de forma rotatoria. Fuentes sindicales aseguraron que la empresa justificó la decisión en la drástica caída de la ocupación, sobre todo por el descenso del turismo de congresos y convenciones.

El ERE se puso en marcha el pasado el lunes y durará seis meses. Desde UGT explicaron que la suspensión máxima de empleo por trabajador es de 120 días. En el acuerdo alcanzado entre el sindicato y la dirección de la empresa, ésta se comprometió a recurrir a los trabajadores que haya enviado al paro siempre que necesite personal para cubrir eventos o temporadas de máxima ocupación.

La empresa presentó el expediente tras pactarlo con los empleados. La plantilla, la mayoría con contrato indefinido, votó a favor de la suspensión temporal de empleos en referéndum. El 73,85% de los trabajadores dijo sí.

El comité de empresa aceptó también congelarse los salarios durante este año para todo el personal que está dentro del convenio de empresa. La firma ya había ido reduciendo personal al no renovar contratos eventuales.
Los motivos que dio la dirección de Expo Hoteles para presentar el expediente fueron económicos. Según UGT, la ocupación llegó a descender hasta un bache del 16% en temporada baja, lo cual arrastró la ocupación media hasta el 35%. "La situación era insostenible, y al final, era una suspensión temporal o bien despidos", sostuvieron fuentes de UGT.

El sector de los hoteles de alta categoría está acusando la recesión. En especial, los establecimientos que se dedican a convenciones e incentivos de empresas, que se han reducido drásticamente en los presupuestos corporativos. Según el Gremio de Hoteles de Barcelona, en el mes de abril los establecimientos de cinco estrellas de la capital catalana registraron una ocupación del 58,9%, frente al 70% del mismo mes de 2008. Y eso que este año abril se benefició del efecto Semana Santa. Los precios se despeñaron, y pasaron de 241,4 euros por habitación en 2008 a 163,1 euros este año. El descenso fue de 78,3 euros.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad