Guardiola estudia comprar la CAM

stop

Banc Sabadell está interesado en la caja valenciana sin tener “un plan concreto a corto plazo”

Jaume Guardiola y Josep Oliu

06 de abril de 2011 (17:54 CET)

El consejero delegado de Banc Sabadell, Jaume Guardiola, ha reconocido que estudian adquirir la CAM. El banquero catalán ha afirmado que se encuentran en una buena posición para aprovechar las oportunidades de compras que genere la reestructuración del sector y que la entidad alicantina es una de las opciones que están encima de la mesa. Eso sí, ha dejado claro que Banc Sabadell “no tiene un plan concreto a corto plazo”, sólo hace lo mismo que las demás entidades. “Todo el mundo está mirando todo”.

En este sentido, Guardiola ha priorizado “asentar” la compra del Banco Guipuzcoano que se cerró en junio. Depués de la integración de los sistemas -que tendrá lugar “en pocos días”-, la entidad catalana se centrará en “aprovechar cualquier operación que pueda aparecer en el futuro”.

El consejero delegado ha puesto el acento en que el Sabadell aún no ha usado los avales de 5.900 millones de euros que le concedió el Estado al inicio de la crisis. Una realidad que achaca al saneamiento de los 3.755 millones de euros brutos aplicados a las cuentas de resultados de 2008 y 2009. "El debate real es que cualquier dinero privado siempre es mejor que el dinero público".

Separar activos 'tóxicos'

En su discurso en el encuentro económico organizado por ABC, Deloitte, Sociedad de Tasación y SAP, Guardiola ha avalado los pasos realizados por Bankia para salir a bolsa. Considera que crear un banco malo para aglutinar los 50.000 millones de euros de activos tóxicos antes de cotizar “es un formato que alienta a los inversores privados". Según el banquero catalán, toda fórmula que se haga para recapitalizar el sistema privado "es buena por definición".

Respecto a las posibles diferencias que puedan surgir entre las entidades cotizadas que saquen los activos tóxicos de sus balances y las que no, considera que "la asimetría no será un problema". Ha afirmado que "al final, la diferencia se recogerá en el valor".

"La discusión está en qué da soporte a la financiación de las entidades. Si es dinero público se supone que es perecedero, que se tendrá que sustituir por capital o crédito. Hay que ver cómo se desarrollan los acontecimientos", ha apostillado.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad