Iberia suprime dividendo y congela los sueldos de los directivos

Sin título

23 de abril de 2009 (20:50 CET)

Iberia ha decidido encarar la crisis de forma decidida y este jueves ha tomado dos resoluciones poco habituales para hacer frente a la situación actual. Y es que, antes que a los trabajadores, las medidas tomadas tendrán como principales afectados a los máximos responsables de la aerolínea española y la segunda a sus propietarios, es decir, a sus accionistas.

Así, la compañía ha decidido congelar el salario de sus 140 directivos como medida de ajuste ante la crisis económica que afecta al sector. Esta decisión forma parte de las actuaciones que estudia "día a día" un Gabinete de Crisis Permanente para adaptarse al deterioro del mercado de transporte de viajeros por avión.

Además, Iberia ha comunicado a la CNMV su intención de no repartir dividendos con cargo a los resultados del ejercicio 2008. La debilidad del mercado de origen España, así como de la mayoría de los mercados internacionales, la caída del tráfico de negocios y las presiones sobre los precios han sido los principales factores que han contribuido a una importante disminución de los ingresos, ha explicado en su nota la compañía.

En cualquier caso, si estas medidas no fueran suficientes, la aerolínea, que considera improbable obtener  un resultado positivo en el ejercicio 2009, también estudia aplicar un nuevo Expediente de Regulación de Empleo o renegociar el que está en vigor desde 2001.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad