Joaquín Trigo

stop

Sin título

21 de marzo de 2009 (09:15 CET)

Los trabajadores tendrían que mejorar su productividad y aceptar un único tipo de contrato, en el que no cabe el despido improcedente porque delimita el margen de actuación de la empresa.

Los empresarios deberían reinvertir sus recursos en actividades de su mismo sector, internacionalizar e innovar.

El gobierno tendría que simplificar las normas administrativas, sería una gran aportación a la humanidad.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad