El presidente de la Generalitat, Quim Torra, con el expresidente catalán Carles Puigdemont en una de sus visitas a Waterloo.

Cataluña es un riesgo constante para la banca

stop

Dos años después del 1-O y la fuga de empresas, la banca no se descuida y continúa advirtiendo al mercado de los riesgos de inestabilidad en Cataluña

Cristina Triana

Economía Digital

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, con el expresidente catalán Carles Puigdemont en una de sus visitas a Waterloo.

Madrid, 29 de noviembre de 2019 (04:55 CET)

Los más de dos años que han pasado desde el referéndum ilegal del 1-O no han logrado reducir la alerta de la banca respecto al riesgo que supone para su negocio la situación política en Cataluña. En noviembre, en medio del clima de tensión generado por los CDR y Tsunami Democràtic, las elecciones de 10-N y las posteriores negociaciones de Pedro Sánchez y Pablo Iglesias con ERC para tratar de llegar a un acuerdo, hasta tres bancos se lo han recordado al mercado y algunos, como Bankinter, incluso lo han hecho en dos ocasiones.

En concreto, el banco liderado por María Dolores Dancausa advirtió tanto antes como después de las elecciones generales del 10-N sobre el impacto que tendría en la entidad que la inestabilidad aumentara en la comunidad catalana. "Los procesos electorales y la inestabilidad política en la Comunidad Autónoma de Cataluña podría conllevar una disminución de la inversión y una ralentización del crecimiento económico, lo que podría afectar negativamente a los negocios y clientes del Grupo. En términos de inversión, Cataluña representa un 10% del total del negocio de Bankinter en España", recordaba a sus inversores en bonos.

BBVA también ha aprovechado noviembre para advertir que uno de los riesgos a los que enfrenta el banco es la inestabilidad en Cataluña, además de una bajada de rating de España. "El grupo puede verse afectado negativamente por eventos políticos en Cataluña", revela.

BBVA y la política de vivienda de la Generalitat

El segundo banco español también se ha referido a los riesgos de algunas de las políticas de la Generalitat, lideradas en los últimos años por Carles Puigdemont y Quim Torra, concretamente sobre la vivienda. En este sentido, en la documentación legal de una reciente titulización, el banco presidido por Carlos Torres se refiere tanto a la legislación en materia de vivienda impulsada por el Govern, como al conflicto legal surgido a raíz de esta normativa entre el gobierno español y el autonómico.

"Varios preceptos de la Ley 24/2015 fueron objeto de recurso de inconstitucionalidad promovido por el presidente del Gobierno. La sentencia del Tribunal Constitucional 13/2019, de 31 de enero, declaró la inconstitucionalidad y nulidad de los artículos 3 y 4 y de la disposición adicional", recuerda BBVA a los inversores. Un 31% de los activos que respaldan esta titulización de BBVA están referenciados a Cataluña.

El tercer banco que ha prevenido del polvorín catalán es Unicaja, contextualizándolo además, en la situación de inestabilidad política española. "El crecimiento económico en España se puede ver afectado por la fragmentación política y la incertidumbres sobre la situación política dentro de España, como la considerable incerteza alrededor del resultado de las tensiones políticas en Cataluña o la imposibilidad de llegar a un acuerdo para formar un nuevo gobierno", especifica. 

Para la entidad con sede en Málaga este contexto podría repercutir de forma material en el negocio del banco. También advierte de los posibles efectos adversos de una ralentización económica en los países europeos o del brexit.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad