La crisis del ladrillo arrasa 55.000 agencias

Sin título

23 de marzo de 2009 (10:36 CET)

La caída de las ventas de pisos ha arrasado el otrora floreciente sector de la intermediación inmobiliaria. Así, de las 80.000 agencias que había en España en el verano del 2006, el momento más alto del boom, apenas sobreviven unas 25.000: una caída de 70%, que se ha llevado por delante, según estimaciones del sector, más de 180.000 empleos, informa la Vanguardia.

Joan Ollé, presidente del Col·legi d´Agents de la Propietat Immobiliària (API) de Barcelona, los cierres seguirán en los próximos meses, y no prevé que queden más de 20.000 agencias a final de año. Para Ollé, la crisis inmobiliaria ha permitido "limpiar el sector, que se había llenado de miles de chiringuitos, que a veces eran poco más que un autónomo con un móvil, sin ninguna profesionalidad. La gran mayoría de los agentes colegiados (API) siguen abiertos". El ajuste será aún mayor en Catalunya, donde la ley de Acceso a la Vivienda que entrará en vigor después del verano exigirá a los profesionales inscribirse en un registro y suscribir seguros de caución y de responsabilidad civil: de las 3.500 agencias que siguen abiertas, Ollé prevé que no continúen más que la mitad.

Las agencias inmobiliarias no han podido aguantar una caída de ventas de más del 80% desde los máximos del 2006, un retroceso de los precios medios - en las grandes ciudades se estima de un 12%-y la morosidad de muchos promotores a los que comercializaban vivienda nueva. Tecnocasa, la primera franquicia inmobiliaria del país, que llegó a tener 1.400 establecimientos en el 2006, cerró el 2008 con 308 y una caída anual de ingresos del 57% y prevé aún más cierres.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad