La prensa tradicional vivirá sólo hasta 2040 y se extinguirá antes en las zonas urbanas

stop

Un estudio estadounidense augura que en España los diarios de papel no seguirán después de 2024

Mapa del futuro de la prensa

09 de noviembre de 2010 (13:36 CET)

Los diarios editados en papel, tal y como los entendemos actualmente, tienen los días contados. En 2040, las rotativas podrían dejar de funcionar, por lo menos en las principales zonas urbanas del mundo. El mundo occidental e industrializado será el primero en dejar atrás la era Gutemberg para la transmisión de noticias. Así lo teoriza una consultora especializada en previsiones de difusión de prensa: Future Exploration Network, que ha publicado sus augurios en la página web http://futureexploration.net/.

De acuerdo con sus cuentas, la primera zona del mundo que verá desaparecer los diarios tradicionales serán los Estados Unidos, en 2017. Le siguen Gran Bretaña, Canadá, Australia y otras zonas como Hong Kong, Dinamarca, Suecia y Suiza, que verán extinguirse los diarios con olor a tinta antes de 2025. En este equipo de cabeza se sitúa España que tiene como fecha para la desaparición de las rotativas en su versión actual en el año 2024.


Proceso paulatino


No obstante, la entidad puntualiza que la agenda que muestra en el gráfico adjunto tiene que ver con la desaparición de la difusión de noticias en el formato actual. Se considera que en papel se mantendrán otros formatos en los que convivirán, seguramente, formas de publicación actuales con otras nuevas. El proceso de transición entre el papel puro y duro y el formato futuro, basado en Internet y las nuevas tecnologías, será paulatino. En esta línea se prevén mecanismos como la personalización en la distribución de noticias con formato papel y la entrada en otros nichos de mercado.

El estudio recoge diversos motivos, tanto globales como locales, que explican el proceso de extinción de la prensa en papel. En el primer caso, figuran los mayores costos de la impresión, el incremento de la competencia de otros medios como los lectores móviles, los tablets y libros electrónicos; la existencia de nuevas tendencias en la publicidad; el desarrollo de plataformas abiertas y la puesta al día de mecanismos que permitan el cobro por la lectura de los medios digitales.

Nuevas tendencias sociales y demográficas

En el ámbito nacional se dibujan como elementos que favorecerán el cambio, las nuevas tendencias en la estructura de edad, el descenso de la natalidad, etcétera. También se ha analizado el grado de urbanización y el aumento de la alfabetización. Otro aspecto sería la previsible disminución del apoyo financiero de los gobiernos a la prensa tradicional. El tercer elemento seria el aumento de la disponibilidad para el gran público de banda ancha para la transmisión de informaciones, y una mayor disponibilidad y menores costes para el acceso a los teléfonos inteligentes.

En el ámbito económico, el cambio vendrá por la degradación de la situación financiera de los grandes diarios, el descenso de la publicidad junto a los menores ingresos por otros trabajos de impresión y por los mayores costes de distribución. Finalmente, por la parte que corresponde a los usuarios, se apuntan los cambios en las preferencias de consumo en los diferentes medios, la disposición a pagar por las noticias y los cambios en el interés de los usuarios por las informaciones tanto globales como locales.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad