Las Arenas arranca de nuevo

Sin título

27 de abril de 2009 (14:10 CET)

El impasse en el que encontraba el centro comercial Las Arenas parece que ha llegado a su fin. La familia Sanahuja se ha visto obligada a deshacerse de este importante activo inmobiliario por problemas de liquidez y el antiguo coso taurino ya está en manos de Metrovacesa.

La inmobiliaria ha confirmado esta adquisición a Economia Digital y ha señalado que en estos momentos se está en "una fase de análisis, dado que se trata de un proyecto muy complejo y de gran magnitud”. Una vez finalice esta fase preliminar, Metrovacesa ha confirmado que “se reiniciarán las obras”.

Los Sanahuja han retenido hasta el último momento Las Arenas, ya que era uno de sus activos más preciados y con el que pretendían repetir el éxito de L’Illa, el centro comercial más rentable de Barcelona.

La construcción del centro comercial Las Arenas en el recinto de la antigua plaza de toros está paralizada desde hace aproximadamente un mes y medio debido al proceso legal de cambio de propiedad, según informó Metrovacesa. El paso de este activo a la cartera de la inmobiliaria pone fin, según fuentes oficiales del grupo, a esta situación.

La familia Sanahuja, que tenía este activo en la cartera de su inmobiliaria Sacresa, se ha visto obligada a venderlo debido a las deudas que tenía con diversos bancos precisamente en relación a créditos que suscribió para adquirir Metrovacesa. A día de hoy, los bancos acreedores (BBVA, Santander, Banesto, Caja Madrid, Banco Sabadell y Banco Popular) ya controlan el 63,4% de la inmobiliaria, mientras que Román Sanahuja e hijos apenas poseen ya el 30% de las acciones de Metrovacesa.



Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad