Las provisiones también reducen el beneficio de Banco Sabadell

Sin título

30 de abril de 2009 (08:58 CET)

La gran banca española sigue ganando pese a la crisis, aunque menos. Banco Sabadell alcanzó un beneficio neto atribuido de 162,1 millones de euros en el primer trimestre del año, un 25,4% menos respecto al mismo periodo del ejercicio anterior. 

El menor beneficio en este primer trimestre se debe a que la entidad ha destinado 137,9 millones de euros adicionales a provisiones para combatir la morosidad. Si se descuenta el efecto de las provisiones, el beneficio recurrente habría crecido un 10,8%, hasta los 240,7 millones de euros, frente a los 217,27 millones de euros del mismo periodo del ejercicio anterior.

La consistente evolución del negocio ordinario y los ingresos de carácter recurrente, así como el "robustecimiento" de su sólida posición de solvencia y liquidez son algunos de los puntos fuertes en la gestión de la entidad que su presidente, Josep Oliu, ha querido destacar.

Asimismo, la entidad subrayó que tras el primer trimestre del ejercicio, las provisiones genéricas se mantienen intactas y en el mismo nivel que en diciembre de 2008, y que la política de activos inmobiliarios ha generado plusvalías de 30,5 millones de euros, de los que 20,3 millones corresponden a la venta de la sede de Banco Urquijo.

A 31 de marzo, los ratios de ''core capital'' y de Tier 1 ajustadas, incluyendo las provisiones genéricas, mejoraron respecto a marzo de 2008 y se sitúan en el 8% y el 9,32%, respectivamente, "muy por encima de los niveles mínimos exigidos", según subrayó la entidad. La rentabilidad sobre recursos propios se situó en el 14,86%.

La morosidad sube al 2,82%

El ratio de morosidad sobre el total de la inversión computable es del 2,82%, frente al 0,62% del mismo periodo del ejercicio anterior y el 2,35% del pasado ejercicio, pero el banco considera que evoluciona según lo previsto y aumenta el diferencial con respecto a la media del sector, que se sitúa en el 4,14%. La tasa de cobertura de situó en el 96,71% frente al 295,03% del mismo periodo del ejercicio anterior, la más elevada del todo el sector. La cobertura alcanza el 149,48% si se tiene en cuenta las garantías hipotecarias constituidas.

Plan de racionalización de costes

El Banco Sabadell, por otra parte, continúa implementando el denominado Plan Óptima para racionalizar costes. De este modo, prevé cerrar 2009 con menos oficinas, dado que abrirá 3 nuevas sucursales por un total de 21 que cerrará. En términos de plantilla, el Plan Óptima se traducirá en un recorte de 261 empleos.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad