Los bancos españoles perderán más de 100.000 millones, según Moody's

stop

13 de octubre de 2009 (18:52 CET)

Nueva advertencia procedente del extranjero sobre la delicada situación por la que estarían atravesando los bancos españoles. La agencia de calificación crediticia Moody's asegura que estas entidades precisan financiar unas provisiones de 57.000 millones de euros para afrontar unas pérdidas esperadas de 108.000 millones de euros. El deterioro de la calidad de los activos del sector bancario español "no ha alcanzado su punto más elevado", según la firma, que prevé que "un número significativo de bancos" calificados registre pérdidas en los próximos trimestres.

Según sus cálculos, los 51.000 millones de euros de provisiones (tanto genéricas como específicas) previstas por las entidades españolas cubrirán el 47% de las pérdidas estimadas, por lo que será necesario incrementarlas en 57.000 millones.

La agencia, que alerta sobre las condiciones de la economía española en general, destaca además que numerosas entidades evitan reconocer la magnitud real del deterioro de sus activos en sus cuentas, lo que podría provocar que persista la debilidad del sector bancario a menos que se haga frente a este asunto "con mayor decisión".

Por estos motivos, Moody's ha decidido mantener en "negativa" la calificación crediticia de los bancos españoles, por el deterioro de la calidad de sus activos y por los efectos de la recesión que atraviesa el país. Según la agencia, las condiciones de crédito no mejorarán sustancialmente en los próximos 12 a 18 meses, lo que no significa que la agencia tenga intención de rebajar aún más su calificación a pesar de reconocer que ha demostrado su fortaleza ante las "presiones negativas".

La cifra de 108.000 millones de pérdidas prevista deriva de extrapolar las estimaciones de Moody's sobre el volumen esperado en las carteras de los bancos calificados al universo de las instituciones financieras españolas. Además, la agencia añade que la banca española tardará cinco años en compensar las pérdidas con provisiones. De hecho, si continúa el ritmo de deterioro, que según Moody's no ha tocado fondo, las entidades tendrían que provisionar hasta 225.000 millones de euros por este concepto.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad